“Si el agua es potable, ¿por qué suben 30 bidones semanales a la Municipalidad?”

Sobredo-e1510770812954

El concejal de UNA, Andrés Sobredo, cuestionó al oficialismo por la manera de tratar la prohibición del Glifosato y por la denuncia por agroquímicos en el agua del río. Además, cuestionó el consumo de agua mineral en el Palacio Municipal.

Con el estilo crítico que lo caracteriza, el concejal de UNA cuestionó las últimas medidas tomadas por el Ejecutivo municipal con respecto a la prohibición del Glifosato y a la denuncia de la existencia de Endosulfán y Atrazina en el agua del río Gualeguaychú.

 

Nota relacionada: Glifosato cero: se elevó el proyecto de ordenanza para su prohibición

 

“La forma en la que están llevando a cabo el tema, la manera de comunicarlo, está llevando más temor en la gente. Tener que salir a aclarar que el agua es potable o que se puede consumir… y si es potable ¿por qué suben 30 bidones semanales a la Municipalidad? Los funcionarios dicen que el agua está sana y toman de bidones, todos esos planteos los hace la comunidad”, expresó Sobredo.

Pero el concejal opositor fue por más y se preguntó: “¿Por qué en las playas que son de uso recreativo se aconseja lavarse bien los oídos y enjugarse bien cuando se sale del río, como dice el proyecto explicativo de la Municipalidad?”

Río Gualeguaychú.jpg web

Detectaron restos de agroquímicos en el río 

La Dirección de Ambiente de la Municipalidad confirmó la presencia del Endosulfan, prohibido desde 2011, y de Atrazina, del que se detectaron valores por encima de lo regulado. La denuncia penal quedó a cargo la fiscal Martina Cedrés.

Ante la posibilidad del delito ambiental vinculado a la presencia de residuos peligrosos, el Municipio tomó cartas en el asunto presentando una denuncia penal en la fiscalía. Además, se presentaron también los estudios con los resultados de las muestras analizadas por el laboratorio que confirmarían la presencia de estos agrotóxicos.

En los últimos muestreos realizados por especialistas de la Dirección de Ambiente se detectaron vestigios del insecticida organoclorado Endosulfán –cuya comercialización se encuentra prohibida por Senasa desde 2011 y el uso y aplicación desde 2013– en el Arroyo Venerato.

También se detectó sobre el río Gualeguaychú, dos kilómetros aguas arriba de la desembocadura del arroyo Gualeyán. Se trata de un punto que se considera relevante para tomar muestras, por los aportes del escurrimiento de aguas provenientes de zonas rurales.

El insecticida y acaricida es altamente tóxico y con alto potencial de contaminación ambiental, razón por la cual se dispuso su prohibición desde hace varios años en Argentina.

Por otra parte, los datos analizados arrojaron la presencia de Atrazina, herbicida químico ampliamente usado para controlar el crecimiento de malezas en agricultura, cuyos valores superarían el límite máximo permitido por la Ley N° 24051 de Residuos Peligrosos.

Controles y contaminación

Si bien estos dos puntos de muestra quedan fuera del ejido municipal, se informa que la dirección de Ambiente aumentó la frecuencia de muestreos para mejorar los controles y poder establecer las posibles fuentes de contaminación.

Desde el municipio expresaron su “profunda preocupación ante esta situación, obramos en función de preservar la salud y el ambiente y convocamos a los vecinos que visualicen cualquier situación en la cual reconozcan uso indebido de plaguicidas o agrotóxicos, a que informen personalmente ante la dirección de Ambiente”.

 

 

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.