Balanza comercial: Subió la venta de materiales pero cayó la indumentaria

 

 

Comercio ADENTRO.jpg WEB

El balance final del primer semestre en el comercio de Gualeguaychú no fue homogéneo. Según los rubros, se observaron dos grandes comportamientos en la economía: mientras el calzado, la marroquinería y la ropa cayeron, creció el movimiento financiero y de la construcción.

 

 

Mónica Farabello

 

 

 

La economía es la gran preocupación de comerciantes, empleados y público en general. En Gualeguaychú, el comercio es una de las tres grandes patas generadoras de empleo, junto al Parque Industrial y el turismo.

ElDía consultó al responsable del Departamento de Estadísticas del Centro de Defensa Comercial e Industrial de Gualeguaychú, Juan Pablo Castillo, para conocer el comportamiento de la economía local en los primeros seis meses de año.

En este sentido, Castillo explicó que “no hubo un rendimiento homogéneo” y que se podría dividir el estudio en dos grandes grupos en los que se observaron resultados distintos: “Por un lado el ‘consumo interno’, referente a la venta de calzados, indumentaria y marroquinería, donde hubo una contracción en los volúmenes de venta; por otro lado, el segundo gran grupo económico, relacionado a la ‘cadena de valor’, ligada a las inversiones, lo financiero, la venta de automóviles y materiales para la construcción, todo referido a las inversiones. En este sector se observó un crecimiento en el semestre”.

 

¿Qué porcentajes pudieron medir respecto a estos dos grandes sectores?

 

-Lo primero que podríamos resaltar es que hubo un cambio en cuanto al comportamiento del cliente. Se redujeron los volúmenes de compra. Puntualmente cuando uno analiza los sectores de calzado e indumentaria tenemos rendimientos con mucha volatilidad. Es decir, los meses de marzo y abril fueron positivos. Pero en el global del semestre observamos una caída de casi el 6% en las ventas en ese sector.

En los sectores más vinculados a la inversión (vehículos y materiales para la construcción) notamos un crecimiento de casi el 3 %.

Cuando se analiza el global de la ciudad, observamos una caída del 0,8 % el promedio general del semestre.

 

¿Cómo calificarían este semestre en lo comercial?

-Hubo “ganadores” y otros que no cumplieron con las expectativas, o que redujeron sus volúmenes de ventas, como es el comercio más bien minorista y tradicional de consumo interno.

Peor inclusive, dentro del sector que redujo sus ventas también es heterogéneo ¿Por qué? Porque se ha producido una modificación. Estamos observando una readecuación del mercado porque al modificarse las condiciones macroeconómicas donde hubo algunas modificaciones en los costos fijos del consumidor, se produce que la oferta se da por encima de la demanda.

Es decir, pasamos de un proceso económico donde se inyectaba la demanda y eso iba generando la oferta, a un proceso donde la oferta está por encima de la demanda. ¿Qué significa esto? Que ese sector tuvo que empezar a competir porque hay menor demanda y mayor oferta.

 

¿Cuántos comercios analizan en la ciudad?

-Relevamos entre 50 y 60 comercios. Además, vamos hablando permanentemente con los principales comerciantes de la ciudad para ir armando y construyendo un panorama.

Es complejo porque es un sector muy grande, muy heterogéneo, pero lo que buscamos e intentamos hacer es comprender cuáles son las lógicas, ¿por qué está pasando? ¿por qué se desenvuelve así la economía?

 

Más allá de lo cuantitativo ¿Hablan de lo cualitativo respecto a los comportamientos de compras?

-Totalmente. Hay algunos factores que son extras a lo macro económico, como por ejemplo que fue un invierno atípico. Cuando hay recambio de estación se hace todo un recambio de stock, pero en este invierno atípico, no sólo que hubo semanas de calor, sino que además fue muy lluvioso. Todo esto impacta sobre el consumidor.

Pero también hay otro cambio en el consumidor y tiene que ver con elegir primeras marcas pero menor volumen o menor calidad en el producto.

Eso se ha observado y por eso uno puede ver la cantidad de comercios que han crecido en indumentaria: tiendas donde la ropa es de baja calidad, bajos precios; esto impacta en comercios que trabajan con marcas y que tienen costos superiores.

¿Qué pasa con los puestos de trabajo?

Juan Pablo Castillo explicó que van notando y midiendo “algunas variables con respecto a empleos y algunas estrategias que han tomado algunos comerciantes para no despedir empleados”. En este sentido, dijo que “existe una realidad que el comerciante trata de evitar, pero no hemos tenido despidos masivos del sector. Sí se ha visto en algunos casos, reducción de horas. No notamos despidos masivos, pero tampoco notamos contrataciones”.

Al respecto detalló que “las contrataciones se dan en términos estacionales, principalmente en temporada de verano; eso tiene su explicación impositiva y laboral también”.

Librerías y jugueterías, un mundo aparte

 

Según informaron desde el Centro de Defensa Comercial, el rubro librería y juguetería se miden juntos. En lo que va del año, han observado que los sectores han tenido un rendimiento “muy similar al del año pasado, con pequeñas subidas. No ha habido modificaciones sustanciales dentro del sector”.

Más del 20% de los comercios es de indumentaria

 

Por otra parte, el analista informó a ElDía que en la cuidad “hay muchos negocios de ropa”. Por lo que, “cuando analizamos el total, son más a los que les ha ido mal, que a los que les ha ido bien. En este análisis que hacemos tratamos de entender lo que está pasando: cuando decimos que no hay dinero en la calle es porque se está dinamizando otro tipo de cadena de valor, otro tipo de comercio, vinculados a la cadena del agro, al sector financiero, al sector de la construcción. Esos son los sectores que se observan que han venido creciendo de manera sostenida”.

 

*En el sector de indumentaria y calzado observamos una caída de casi el 6% en las ventas.

*En los sectores vinculados a la inversión (vehículos y materiales para la construcción) se observó un crecimiento de casi el 3 %.

*En lo global de la ciudad, se observó una caída del 0,8 % el promedio general del semestre.

 

 

 

 

 

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.