Comprobado: los globitos y Gilda no aparecen en las encuestas

Macri Elecciones

Los que lo pensaron, que son muchos, habrán comprobado el fin de semana pasado que Macri no es De la Rúa. Habrán comprobado también que asistimos a un momento bisagra, de esos que marcan un quiebre. Ejemplos abundaron y faltan dedos de las manos para contarlos. Cambiemos ganó en todo el país, pese a los encuestadores y los pronósticos. Sólo queda Cristina en Buenos Aires. Como si lo hubieran armado. Continuar leyendo

Agmer pidió por los trabajadores: “El ajuste cierra con despidos y represión”

pepsico represion

Desde la Comisión Directiva Central de AGMER manifestamos nuestro repudio a las escenas de violencia vividas en la mañana de hoy en la planta de Pepsico. Nos solidarizamos con esos trabajadores y todos los que están enfrentando las políticas de ajuste del gobierno.

 

 

En horas de la mañana de ayer jueves 13 de julio agentes de infantería de la policía Bonaerense y efectivos de gendarmería nacional iniciaron el operativo de desalojo en la planta multinacional PepsiCo, en la localidad de Florida, partido de Vicente López. Los trabajadores intentaron resistir el operativo de desalojo, que dejó como saldo detenidos y heridos.

El pasado mes de junio 600 familias quedaron en la calle luego de que una de las mayores corporaciones multinacionales de alimentos y bebida a escala mundial (que en Argentina tiene alianzas con grandes empresas para desarrollar productos varios, desde galletitas hasta bebidas como Pepsi) cerrara su planta de Florida. Los trabajadores, luego de un intento de cortar la Panamericana frenado por un fuerte operativo de gendarmería, el 26 de junio ingresaron a la planta en resguardo de las maquinarias y para preservar los puestos de trabajo.

Desde las ocho de la mañana de ayer y por orden de la jueza Andrea Rodríguez Mentaste unos 500 efectivos reprimieron con gas pimienta a los despedidos que resistían.

Desde AGMER expresamos nuestra solidaridad con los trabajadores despedidos y en lucha. Nos manifestamos profundamente en contra de que la respuesta a quienes defienden sus puestos de trabajo sea la represión, los gases, la gendarmería y más ajuste. El Gobierno Nacional, Provincial y la Justicia avalando el cierre ilegal de una empresa multimillonaria y el despido de trabajadores no merece menos que nuestro más enérgico repudio.

¡Basta de ajuste a los trabajadores! ¡Basta de despidos! ¡Basta de represión!

AGMER – Comisión Directiva Central

Un árbol, una casa, la Patria

Lozano

Un árbol fuerte y frondoso, capaz de dar cobijo y frutos, nos muestra una parte de su realidad, mientras que la otra permanece oculta. A veces podemos observar la dimensión de sus raíces cuando por algún motivo debe ser trasplantado. Claro que esto depende también de la especie arbórea, del clima, del suelo… Pero quiero quedarme con esa idea expresada de modo tan bello por el poeta: “Porque después de todo he comprendido / por lo que el árbol tiene de florido / vive de lo que tiene sepultado”. (Francisco Luis Bernárdez)

Continuar leyendo

20 de Junio: Belgrano, un prócer necesario

-ManuelBelgrano

No voy a pretender que el Presidente sea un conocedor de la labor de Manuel Belgrano, menos que intente imitarlo, lo que sería muy bueno, simplemente digo que en épocas de olvidos interesados y fiestas patrias en que su pueblo está ausente, la figura del creador de la bandera nacional se vuelve necesaria como la conciencia moral de Mayo y se proyecta al futuro.

 

 

Ricardo Luis Mascheroni*

 

 

Manuel Belgrano es el presente, por su compromiso en cuestiones que a más de 200 años los argentinos seguimos padeciendo en lo económico, en lo social, en lo ambiental y de género, entre otras.

En su visión de una economía con gran sensibilidad social, Belgrano expresaba: “el mejor modo de socorrer la mendicidad y miseria es prevenirla y atenderla en su origen; y nunca se puede prevenir si no se proporcionan los medios de que el Mendigo busque su subsistencia.”

En una lección de moral económica, y en defensa de los pequeños productores, propone la creación de un fondo de fomento “con destino a socorrer al Labrador”, y continúa diciendo en torno a la oligarquía de entonces y ahora: “yo espero que se adopte el pensamiento, para evitar los grandes monopolios que se ejecutan en esta Capital, por aquellos hombres que desprendidos de todo amor hacia sus semejantes, solo aspiran a su interés particular, y nada les importa el que la clase más útil del Estado, o como dicen los economistas, la clase productiva de la sociedad, viva en la miseria y en la desnudez que es consiguiente a estos procedimientos tan repugnantes a la naturaleza, y que la misma religión y las Leyes detestan. Es preciso confesar que los pudientes no han hecho más que el Comercio de Europa sin atender a otros ramos, se ha pensado que el dinero era la verdadera (riqueza); así es que a la plata y oro se ha pospuesto infinitos otros medios más útiles a la humanidad”.

Tampoco le fue ajena la situación de niños y mujeres en estado de pobreza, para los que proponía la creación de escuelas públicas y de artes y oficios. Con las cuales se daría ocupación a la gente pobre y especialmente a los niños e industrias, “para que trabajasen tantos infelices, y principalmente el sexo femenino, sexo en este país, desgraciado y expuesto a la miseria y desnudez, los horrores del hambre, y estragos de las enfermedades, expuesto a la prostitución, expuesto a tener que andar mendigando de puerta en puerta un pedazo de pan para su sustento, sabedor de todos los males que sufre este sexo por falta de trabajo”. Y para el trabajador reclama salario digno, ya que  “es indudable que el hombre se abandona luego que no halla recompensa en su trabajo, y que no ve el premio de sus fatigas”.

 

En torno a los suelos y su protección, decía: “No se debe menos atención a los montes. Es indispensable poner los mayores esfuerzos en poblar la tierra de árboles, mucho más en las tierras llanas, que son propensas a la sequedad cuando no están defendidas, la sombra de los árboles contribuye mucho para conservar la humedad, y proporcionan mil ventajas al hombre; en Europa, se premia a todos los que hacen nuevos plantíos, y los particulares por su propia utilidad se destinan a este trabajo, además de haberse prescrito leyes por los Gobiernos para un objeto tan útil como este. Tal es en algunos cantones de Alemania que no se puede cortar árbol ninguno por propio que sea para los usos de carpintería sin antes haber probado que se ha puesto otro en su lugar; añadiendo a esto que ningún habitante de la campaña puede casarse sin presentar una certificación de haber comenzado a cultivar un cierto número de árboles; también asegura, que en Vizcaya hay mucho cuidado para que todo propietario que corte un árbol ponga en su lugar tres”.

 

“Se podía principiar cercando las Heredades con los  árboles. Los cercos contribuyen a la fertilidad del terreno, defienden de los grandes vientos, y hacen que se mantenga más tiempo la humedad; siendo de árboles como propongo, pueden dar leña  para sus necesidades…y  con el tiempo tendremos maderas en abundancia para nuestros edificios y demás usos”.

Distinto hubiera sido el destino del quebracho y otras especies, si los funcionarios hubieran homenajeado a Belgrano con hechos, más que con actos que no sirvieron para salvar nuestro patrimonio natural.

En relación a la importación, y los fondos buitres cuyos efectos provocan: recesión,  imposibilidad de venta de nuestras propias manufacturas, quebranto de los hacendados por falta de valor de las producciones, dice: “Señores, todos los pagos se han hecho con dinero en efectivo” y se pregunta “¿Y cuáles han sido las ventajas que hemos conseguido? La destrucción, el aniquilamiento de nuestros fondos,”. Y  sigue,  “Están persuadidos aun, con un orgullo increíble, que su poder es inmenso, y aun les parece que no hay autoridad que los juzgue, y por esto mismo se les debe hacer conocer la energía con que nuestros jueces han sostenido las obligaciones de sus cargos,” aunque más no “sea para que conozcan nuestros venideros que hubo hombres de bien en medio de la corrupción,” que supieron mantener la pureza de las leyes y cumplieron con lo que ellas mandan.

Sobre la concentración y la distribución de la riqueza dice: “como lo aseguran los Economistas, la repartición de las riquezas hace la riqueza real y verdadera de un País, elevándolo al mayor grado de felicidad, mal podrá haberla en nuestras Provincias, cuando se reducen las riquezas a unas cuantas manos que arrancan el jugo de la patria y la reducen a la miseria”. Belgrano habla de monopolios, clases sociales explotadas, fomento del Estado a las actividades productivas, mejoramiento de la calidad de vida, miseria y desnudez de los trabajadores, etc., por lo que no tengo dudas que si en el Gobierno Nacional, leyeran estas frases, sin saber su autor, diría que están en presencia del discurso de un populista, que no comprende las ventajas del mercado global.

 

*Docente