Defectos y errores en el informe del INTI sobre el impacto de Botnia

El ex integrante de la Cancillería brinda un exhaustivo análisis del polémico informe del INTI publicado el 15 de enero de 2009 en el que se señalan datos “erroneos” sobre el impacto de los efluentes líquidos de la planta de celulosa de Botnia sobre el Río Uruguay.o


Por Raúl Estrada Oyuela*


1.- En un informe del 15 de enero el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) explica que en marzo y abril de 2008 tomó la iniciativa de enviar comisiones al Uruguay para realizar un trabajo técnico con el Laboratorio Tecnológico del Uruguay (LATU) a fin de aportar herramientas técnicas que permitieran un mejor abordaje de la controversia planteada con la República Oriental del Uruguay por sus violaciones del Estatuto del Río de la Plata.
Desde diciembre de 2003, a pedido del Ministerio de Relaciones Exteriores, el INTI asesoró a la Cancillería sobre esta materia. Posteriormente profesionales especializados de su planta integraron los grupos técnicos binacionales de trabajo y contribuyeron a formular la posición argentina, como está públicamente documentado.
No tengo claro sin embargo de dónde surge el mandato del INTI para esta nueva tarea ni cuáles son los fondos que pueden haberse asignado a ese trabajo. Tratándose de dos instituciones dedicadas a la calidad tecnológica, el abordaje conjunto razonable del problema de las plantas de celulosa debería haber sido el análisis de la tecnología aplicada por Botnia en su emprendimiento y su forma de implementación. El INTI confiesa que en cambio encontró que el LATU sólo quería monitorear las aguas del Río Uruguay.

2.- Eso es lógico porque LATU no tiene posibilidad de intervenir en el monitoreo del proceso industrial de Botnia. En efecto el documento de Botnia titulado "Monitoreo Ambiental de la Operación", producido por la Comisión de Seguimiento y fechado en Fray Bentos el 19 de octubre de 2007, dice:

  • "los supervisores de la planta realizarán monitoreo interno para controlar la eficiencia de los sistemas medioambientales (la planta de tratamiento de efluentes, los precipitadores electrostáticos, los scrubbers (lavadores de gases) y cualquier equipo medioambiental del proceso).
  • "los operarios de la planta, controlarán los procesos internos de los sistemas medioambientales, así como también el control de todos los procesos de la fábrica. La metan es que la planta opere sin perturbaciones, lo que resultará en el mínimo de emisiones y descargas a los sistemas medioambientales, y en el mínimo impacto en el medio ambiente exterior.

Es decir que los supervisores y los operarios de Botnia monitorean los sistemas y los procesos, sin intervención de autoridad uruguaya alguna dentro de la planta. Mal podía el LATU receptar la ingenua iniciativa del INTI.

3.- El INTI expone en el mismo informe que el laboratorio del LATU en Fray Bentos, equipado con una donación de Botnia, "tiene un alto grado de automatización en las actividades de análisis de muestras de agua y efluentes" después de su descarga. Aunque de menor relevancia que el monitoreo interno de la propia planta, esto podría haber presentado eventualmente una segunda opción para el trabajo conjunto. Sin embargo la conclusión adoptada en la primera reunión del 4 de marzo fue que el trabajo conjunto se limitaría exclusivamente a analizar a las aguas y los sedimentos del Río Uruguay. Desde el punto de vista de la técnología industrial que es la competencia común del INTI y el LATU, no puede eludirse la importancia del análisis de los efluentes, su volumen, carga contaminante, y temperatura, entre otros parámetros. Sin embargo el LATU tomó la precaución excluirlos del trabajo común evitando de esa forma todo análisis que pudiera resultar indiscreto. Esta reticencia LATU no parece haber alertado a la ingenuidad del INTI.

4.- La limitación adicional que LATU le impuso al INTI y este aceptó, es que cada uno de los organismos tome muestras en su margen del río ignorando de esa forma la unidad ecológica del recurso que es un concepto fundamental del Estatuto del Río Uruguay.

5.- El informe también indica que esta propuesta voluntariosa del INTI fue remitida al LATU en julio sin que hasta el presente haya sido respondida. Ante el silencio del LATU el INTI consideró adecuado comenzar los trabajos en la parcela que se autoasignó, sin que se entienda bien cuál de las funciones que le asigna la ley justifica sus inversiones en este emprendimiento. Obtuvo resultados preliminares e incompletos pero los ha considerado suficientes para afirmar que, a pesar del vuelco de contaminantes en el Río Uruguay reconocido por la propia empresa Botnia , "de los valores hallados (por el INTI) hasta el momento, no se infiere que haya indicios de afectación del curso de agua del Río Uruguay dentro de la zona objeto de estudio."Aunque el INTI dice "curso", por el contexto del documento no se debe entender aquí la circulación del medio líquido por el cauce, sino la calidad del agua y de los sedimentos.

6.- No abundaré en esta oportunidad sobre los parámetros elegidos para las mediciones, ni la observación de los protocolos de toma de muestras que el INTI recogen en recipientes abiertos de material plástico, ni a la diferencia entre conservar la temperatura de las muestras y enfriarlas, ni a la elección de los lugares para el muestreo, ni a los métodos de análisis aplicados, porque pronto me achacarán que soy abogado y no químico. Tengo amigos químicos que harán este trabajo. Pero es preciso señalar serios defectos de las conclusiones presentadas por el INTI que las desautorizan palmariamente.

7.- Un elemento sustancial de este tipo de estudios es la determinación de la presencia y concentración de elementos órgano clorados, tanto en el agua como en los sedimentos. Para ello deben hacerse pruebas de Alogenuros Orgánicos Adsorbibles (AOX) y de Cloro Orgánico Extractable o Halogenuros Extraíbles (EOX). Esos estudios están previstos en el programa del INTI, pero para ambos casos informa que no se pudieron hacer porque "el equipamiento adquirido por el INTI aun no fue entregado por el proveedor". Sin estos resultados debidamente calibrados y confrontados con las correspondientes líneas de base, no puede decirse seriamente que no hay indicios de la afectación del agua o de los sedimentos.

8.- El INTI también indica que carece de información sobre la presencia de dioxinas y furanos, que son contaminantes orgánicos persistentes, porque "las muestras fueron remitidas a un laboratorio en Canadá" y los resultados no hay llegado. Estas toxinas que se acumulan en la cadena alimentaria hasta llegar al hombre con graves consecuencias para la salud humana, animal y vegetal han merecido seria atención de la comunidad internacional que se adoptó una Convención para para evitar su producción. Botnia en el informe del primer semestre reconoce que las genera. ¿Cómo puede presentarse como positiva una evaluación que carece de ese dato?

9.- Otra falencia grave e inhabilitante del informe publicado por el INTI en su sitio institucional es la falta de datos precisos sobre las mediciones realizadas lo que impide la evaluación independiente de esos resultados. Es asimismo metódicamente inadecuada la obtención de conclusiones por comparación de la contaminación de los sedimentos con estándares establecidos hace más de 15 años para otros medios en distintas condiciones de humedad, presión y temperatura. Tampoco es válida la referencia genérica a estándares que no se explicitan.

10.- Por último para quien tenga ojos para mirar el Río, le bastará observar la proliferación de algas tóxicas que son la consecuencia del vertido de fósforo y nitrato que para el estudio del INTI se encuentra a niveles aceptables, cuando es universalmente conocido que el Río de los Pájaros ya no admite más nutrientes.

* Abogado. Ex encargado de Asuntos Ambientales de la Cancillería.

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.