Desde la CGT le bajan el tono a una posible huelga

Paro política

El secretario adjunto de la CGT y titular de UPCN consideró que “en el actual contexto, no es momento para hacer un paro”.

El titular del gremio UPCN y secretario adjunto de la CGT, Andrés Rodríguez, consideró ayer que “en el actual contexto, no es momento para hacer un paro” general y negó que los despidos de funcionarios tras la marcha del 22 de agosto hayan sido una represalia hacia el sindicalismo sino que respondieron a “un ordenamiento del área de trabajo”.

Rodríguez reconoció que la dirigencia sindical debe “generar un programa” de acción para resolver los reclamos de los trabajadores pero aclaró que ese plan “en este momento no se debe explicitar a partir de un paro”.

“Eso no significa resignar una lucha ni deshacerse de los reclamos de la agenda de los trabajadores, simplemente establecer que en el actual contexto no es momento para hacer un paro”, sostuvo.

En esa línea, Rodríguez advirtió en declaraciones a radio El Mundo que Juan Carlos Schmid, uno de los triunviros de la CGT, “en ningún momento afirmó (que se iba a realizar) un paro” durante su discurso en la marcha del mes pasado.

Para el dirigente de UPCN, el plan que se definirá en las próximas reuniones del Consejo Directivo “puede hasta determinar un diálogo con el gobierno para reivindicar la agenda propia de la CGT”. Sin embargo, el secretario gremial de la CGT, Pablo Moyano, advirtió ayer que “no se descarta un paro general, no se descartan otras movilizaciones”, lo que refleja las tensiones internas dentro de la organización entre quienes apuestan al diálogo con el gobierno y quienes apuran la convocatoria a una huelga.

Según Moyano, en la reunión del Comité Confederado prevista para el próximo 25 de septiembre la conducción sindical “va a discutir dentro de la CGT cómo se sigue confrontando a este gobierno que no escucha y que no recibe a los trabajadores”.

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.