“Parrillazo” en el Obelisco pidiendo por la vuelta del choripán a la cancha

Los trabajadores protestaron ante la resolución del Gobierno de la Ciudad en el centro porteño y repartieron mil unidades. Desde el 16 de enero está prohibida su venta en los alrededores de los estadios.

El Obelisco de Buenos Aires se llenó este jueves de humo cuando casi un centenar de asadores de choripanes regalaron 1.000 de estos productos para pedir que no se prohíba su venta ante los estadios de fútbol, medida que busca evitar la financiación de grupos de barras bravas.

El Gobierno de la Ciudad decidió, el 16 de enero, revocar los permisos otorgados y prohibir que se instalen puestos improvisados de venta de alimentos en las inmediaciones de los estadios durante los partidos.

Cientos de argentinos expresaron su malestar por esta decisión, principalmente a través de las redes sociales, porque comer un “chori” o una hamburguesa camino al estadio es una tradición local.

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.