Se operó 52 veces y se transformó en la “mujer serpiente”

Amber Luke lleva ocho años de modificaciones corporales que cambiaron por completo su aspecto. En el marco del “10 Year Challenge”, publicó una foto de su adolescencia. ¡Mirá el impresionante cambio!

Se trata de la joven australiana, Amber Luke, que con sus 24 años es famosa por su tremenda transformación a lo largo del tiempo. En el marco del desafío viral que consiste en compartir una imagen 10 años antes y despues (10 Year Challenge) publicó su cambio completo.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

@honeybirdette & @fashionnova producing 💎💕 #girlswithtattoos #tattooedgirls #fullbodytattoo #honeybirdette #novababe #fashionnova #selfies #boredasfuck

Una publicación compartida de Blue Eyes White Dragon (@amber__luke) el

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

AUSSIE PRIDE ✨🤟🏼 #partyatmine #fullbodytattoo #girlswithtattoos #tattooedgirls #australiaday #aussieaussieaussie #oioioi

Una publicación compartida de Blue Eyes White Dragon (@amber__luke) el

La mujer fue bautizada “la mujer serpiente o dragón” y es oriunda de Capalaba, Queensland. Su obsesión por los tatuajes y las cirugías le dieron un aspecto completamente nuevo, como si se tratara de otra persona.

 

 

Las intervenciones corporales comenzaron desde los 16 años porque, según confesó, se sentía “fea”. Arrancó con un simple cambio de color de pelo para seguir con una serie interminable de tatuajes. Luego partió su lengua en dos partes, expandió los lóbulos de las orejas y llenó los globos oculares con tinta.

Si bien en las redes sociales la llaman “la mujer serpiente”, sus amigos la apodaron “dragón blanco de ojos azules”. “Mis amigos, me llaman así porque me asemejo a un dragón con mis ojos y lengua”, aseguró.

 

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.