Unos 850 chicos de todos los barrios vivieron una noche inolvidable

Divididos en 20 murguitas y algunos otros bajo la modalidad individual, más de 800 chicos desfilaron anoche en una nueva edición del corso infantil. “No es competitivo, es sólo participativo”, destacó el director de Cultura de Gualeguaychú, Francisco Melchiori.

El tradicional desfile de chicos, disfrazados y bailando por el trayecto que todos los viernes realizan los murgueros de los corsos populares Matecito, tuvo anoche una nueva edición. Año a año son más y más los chicos que se suman a participar del corso infantil.

Organizado por el área de Cultura de la Municipalidad de Gualeguaychú, pero con el apoyo de otras áreas gubernamentales como Niñez, Adolescencia y Familia, los corsos infantiles tuvieron  una gran noche. Unos 850 chicos participaron de este evento que de antemano se estimaba que iba a ser multitudinario.

“Fueron 20 murguitas”, contó Melchiori a ElDía, que a su vez destacó que es la primera vez que no hay un premio: “No es competitivo, es solo participativo y todos los chicos se llevaron una remera del corso como recuerdo”.

Este evento que se desarrolló en el mismo escenario que se realiza cada viernes de febrero el corso popular Matecito, tuvo entrada libre y gratuita, con las cantinas a beneficio de distintas organizaciones. Comenzó a las 20 y se extendió hasta casi la medianoche con el cierre de la “Guribanda”, un conjunto musical creado especialmente para el disfrute de los más chicos, con músicos reconocidos de la ciudad. Además, la agrupación de teatro Capulis se encargó de animar la fiesta.

 

Comentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.