Provincia |

A los 62 años cruzó a nado el río Paraná para sanar las heridas de una tragedia

Carlos Oprandi encontró en la natación la manera de procesar el dolor de una importante pérdida y una forma eficaz para volver a caminar tras estar postrado por una herida de bala

Carlos Oprandi sufrió una tragedia, pero con esfuerzo salió adelante y cumplió una promesa: a sus 62 años, cruzó a nado el río Paraná.

Es oriundo de Esperanza, Santa Fe, y vive en Paraná hace 20 años. Tuvo tres accidentes difíciles en su vida, incluido un asalto en 2006, en el que asesinaron a un empleado con quien tenía una fuerte relación.

Además, él sufrió una grave herida de bala que lo dejó sin poder caminar durante bastante tiempo. En la natación encontró una forma de procesar el dolor y también un para su rehabilitación.

Para su gran odisea, salió en la embarcación desde el Club de Pescadores con un equipo conformado por amigos, sus hijos y otros familiares, junto a miembros de la Escuela de Canotaje. También integrantes de la Prefectura Naval.

Desde allí se dirigieron en lancha hacia la costa santafesina para llegar braceando a Bajada Grande, el barrio en el que soñó construir su hogar y finalmente lo consiguió. Nadó durante una hora y media unos ocho kilómetros.

Fuente: AHORA

Dejá tu comentario