Ciudad |

Agustín Sosa sobre la rehabilitación: "Es un trámite sencillo y de muy bajo costo"

La Dirección de Habilitaciones respondió las quejas del "apagón" que hicieron los comerciantes por el decreto que obliga cada cuatro años a realizar trámites de habilitación. Aclaró que es una adecuación, que es sencilla y no es cara: "No entiendo por qué protestan", afirmó el titular.

Luego de que Carlos Damasco, el ex presidente del Centro de Defensa Comercial y del Consejo Provincial, afirmara que la puesta en marcha del decreto que determina la caducidad de todas las habilitaciones vigentes es "descabellado", el director de Habilitaciones Agustín Sosa respondió todas las dudas sobre el tema, y explicó que de ninguna manera los comercios perderán los permisos obtenidos.

“Se ha dicho que esto es una rehabilitación, pero el termino correcto es adecuación, porque de ninguna manera se pierden las habilitaciones anteriores, sino que se realizan adecuaciones a las normativas que se implementaron luego de la habilitación”, explicó Sosa, quien aclaró que todos los comercios deben realizar este trámite cada cuatro años, con excepción de las industrias y los negocios gastronómicos, que lo deben hacer de manera anual.

Debido a la puesta en vigencia del decreto, el sábado pasado los comercios de la ciudad realizaron “un apagón” en protesta. La queja principal es que consideran que es “descabellado” que cada cuatro años deban realizar todos los trámites, debiendo contratar a profesionales para que avalen toda la documentación y asumiendo todos los costos del papelerío. Sin embargo, Sosa afirmó que nada de esto es cierto.

“El costo de tramitación es un sellado de 128 pesos, por lo tanto no es una medida con fines recaudatorios. Y cuando nos consultan sobre los requisitos, en el papel que damos con todos los documentos que se necesitan también dice clarito que ‘el contribuyente puede hacer sin costo alguno y de manera directa el trámite’, o sea que no necesita de un contador o cualquier otro profesional y puede hacerlo él mismo”, afirmó en ElDía desde Cero (FM 104.1).

Embed

“No es una tramitación convencional como la que se hizo con la habilitación: la adecuación es un trámite mucho más sencillo: es una simple declaración jurada que no tiene por qué volver a ocasionar los gastos que se hicieron al principio. Si no se hicieron modificaciones en el local, entonces no se necesita presentar nuevos planos. Tampoco corre aquí el gasto de legajo técnico, porque un trabajador de la municipalidad corroborará que en el comercio todo esté en orden. Ajuntada a la declaración jurada se pide un seguro que esté vigente. El único gasto es el sellado de 128 pesos. Por lo tanto, es un trámite sencillo de muy bajo costo”, informó.

Concretamente, los requisitos para readecuarse son los siguientes: una copia del contrato de alquiler del local, o si es propietario una copia de la escritura; un seguro de responsabilidad civil común; y no tener multas en el juzgado de faltas o multas inmobiliarias. “En caso de tener una multa, el contribuyente se puede acercar a la Dirección de Rentas y comprometerse con un plan de pago, que ni siquiera debe estar cancelado de manera completa para lograr la adecuación, sino que con la cuota 1 paga ya se puede hacer el trámite”, explicó el titular de Habilitaciones.

Además, aclaró que inclusive ni siquiera le exigen a los comerciantes perder el tiempo yendo a la Municipalidad: “Si se puede acercar, buenísimo, sino que nos avisen y nos acercamos nosotros hasta donde esté”, ofreció antes de informar que “ante cualquier duda pueden llamar al 420439 o mandar un mail a habilitaciones@gualeguaychu.gov.ar”.

Finalmente, de manera cauta hizo referencia a los posibles motivos que hubo detrás de la protesta del fin de semana pasado: “No creo que sea mi competencia o atribución decir si esto respondió o no a una intencionalidad política. Quiero ser prolijo y responsable con mis dichos, por eso no debo ser yo quien realice este análisis. Soy respetuoso de las opiniones de los demás, pero no entiendo el motivo de la protesta”, resaltó.

Dejá tu comentario