Me-Gusta-960x120-CARO
Provincia |

Carignano afirmó que Entre Ríos "tiene que solicitar" la reapertura de la frontera con Uruguay

Florencia Carignano es, actualmente, la directora nacional de Migraciones. Este martes, a través de su cuenta verificada en la red social Twitter, dejó un mensaje donde mencionó a Entre Ríos y con una alusión, sin mencionarlo explícitamente, a la gestión provincial de Gustavo Bordet.

En la red social, un usuario le planteó a la funcionaria argentina: “¿Las fronteras terrestres con Uruguay para cuándo? No es mejor cruzar solo con la familia en auto?”. Y Carignano, que acaba de postear un mensaje en alusión a que se había aprobado la terminal “Colonia Express”, en el puerto de Buenos Aires, le respondió así: “Lo tiene que solicitar la provincia de Entre Ríos y adecuar un protocolo sanitario”.

¿Es, entonces, una gestión que debe realizar el Gobierno de Entre Ríos? ¿Qué falta para que se concrete el reinicio del tránsito vehicular entre comunidades vecinas como Concordia y Salto, Colón y Payandú o Gualeguaychú y Fray Bentos? ¿El mensaje de Carignano, en una red de acceso público, fue sólo para el que le preguntó o también para que llegue a oídos de la gestión provincial? ¿Qué solicitud o protocolo sanitario adecúa Entre Ríos?

Embed

Migraciones espera

En el caso del puente de Fray Bentos, la provincia responsable de tramitar la reapertura es Entre Ríos. “Se está trabajando en conjunto con Migraciones en algunas alternativas, no el marco del corredor seguro, sino con algunas modalidades alternativas al corredor seguro”, indicaron a este diario desde Gobernación sin mayores precisiones.

Más allá del ingreso de argentinos, la habilitación de pasos fronterizos desde el 6 de septiembre se anunciaba como una prueba piloto de apertura al turismo desde Uruguay y Chile, que luego se podría ampliar para otros países latinoamericanos, así como europeos y estadounidenses.

Del otro lado del río, la administración de Luis Lacalle Pou le calcula unos dos meses hasta que los Argentina reabra los puentes, según trascendió en medios uruguayos, como el diario El País. El Gobierno local se lo comunicó así a los intendentes de Salto, Paysandú y Río Negro en una reunión este lunes.

Mientras tanto

El Gobierno nacional anunció este martes el regreso de los vuelos a Montevideo y que la empresa Colonia Express volverá a realizar viajes entre Uruguay y Argentina a partir del 22 de septiembre. Así comienza el artículo que diario “Clarín” publicó en las últimas horas con la firma de Rocío Magnani.

Sin embargo, la esperada reapertura de fronteras terrestres continúa siendo incierta. A más de una semana de que entrara en vigencia el plan piloto de “corredores seguros”, la provincia de Entre Ríos todavía no solicitó la habilitación de los puentes internacionales.

Cierre

En la Argentina, las fronteras terrestres se encuentran cerradas desde el 20 de marzo de 2020, salvo en algunos puntos en los que está habilitado el paso de transportistas para el comercio internacional. Los argentinos nativos y extranjeros residentes que llegan desde el exterior deben hacerlo a través de los aeropuertos de Ezeiza, Aeroparque y San Fernando o desde la terminal de Buquebús.

La empresa de ferrys tuvo durante toda la pandemia el monopolio para el traslado de pasajeros desde Uruguay a la Argentina. Los pasos internacionales, como por ejemplo el Puente Internacional “Libertador General San Martín” que une Gualeguaychú con Fray Bentos, se encuentran abiertos para la circulación desde Argentina hacia Uruguay, pero no al revés.

Tampoco se podía hacer el tramo por avión. En el caso de Aerolíneas Argentinas, recién este martes se retomaron los vuelos directos a Montevideo. La línea de bandera anunció que se realizarán dos operaciones por semana, con un total de 192 plazas semanales para la ida y otro tanto para la vuelta entre los aeropuertos de Aeroparque y Carrasco.

Opinión

“Es una bestialidad”, define por teléfono el abogado y empresario Fernando Berot Molochnik (66), que viajó en su auto a fines de junio a Punta del Este y esperaba volver por el puente de Fray Bentos. “Cuando en agosto anunciaron que se iban a reabrir los pasos terrestres decidimos esperar, pero ahora sigue todo igual”.

El Gobierno nacional había anunciado que a partir del 6 de septiembre entraría en vigencia el plan piloto de reapertura al turismo con la habilitación de nuevos “corredores seguros” desde Chile y Uruguay. Esto contemplaría la habilitación de nuevos aeropuertos y pasos terrestres, que hasta ahora no se concretaron.

Berot Molochnik y su esposa tenían un costo de "unos 600 dólares" para volver por Buquebús con el auto, por lo que decidieron prolongar la estadía. “No tiene sentido. No hay razón sanitaria, jurídica ni de sentido común para lo que hicieron. Sigo sin poder volver en auto, con mi familia, en nuestra propia burbuja. Es todo un tongo con Buquebús esto”, aseguró a Clarín.

Turismo también pasa la pelota a las provincias

Fuentes del Ministerio de Turismo descartaron que se haya incumplido el plazo propuesto e indicaron a este diario que la fecha del 6 de septiembre era la señalada por el Gobierno nacional para empezar a recibir los pedidos de las provincias junto a sus propuestas de protocolos sanitarios.

En ese sentido, Migraciones anunció que se alcanzaron acuerdos para la reapertura del Aeropuerto Internacional de Mendoza y del Paso del Cristo Redentor que conecta al país con Chile, aunque no indicaron la fecha en la que se concretará la reapertura de ninguno de ellos.

A esto se suma la vuelta de Colonia Express, que conectará a Buenos Aires con el puerto de Colonia de Sacramento. Desde el 22 de septiembre, realizarán traslados en ferry los lunes, miércoles y viernes a las 13 desde Colonia a Buenos Aires, con la posibilidad de traslado en micro desde Montevideo que saldrá a las 6. Los viajes desde Buenos Aires a Colonia saldrán los mismos días a las 17.

Consultados por este diario sobre los motivos de la interrupción del servicio por tanto tiempo, la empresa contestó: "Al principio hicimos algunos viajes de repatriación. Luego dejamos de operar por un tiempo porque las fronteras se cerraron herméticamente. Y cuando vimos que había movimiento pedimos la autorización a las autoridades que tardaron muchos meses en habilitarnos".

Dejá tu comentario