Política |

Con duros planteos, el Senado criticó al campo

senadores peronistasEl Senado criticó ayer a los dirigentes agropecuarios con quienes mantuvo el miércoles una reunión y desmintió, que en ese encuentro se haya aceptado una revisión de la ley, tal como lo dio a conocer el sector agropecuario.

El bloque aprovechó la sesión, en la que estuvo RecintoNet, para plantarse en el conflicto que mantienen las entidades y el gobierno con el campo, y en el que ayer tomó protagonismo la Legislatura cuando los dirigentes de las entidades fueron a cada recinto.

Ayer, el bloque desmintió públicamente que en ese encuentro se haya revisado la posición del gobierno, tal como dejaron entrever las entidades a RecintoNet y responsabilizaron a la prensa por difundir la versión agropecuaria.

“No estamos acá para legislar cuestiones que tengan que generar comodidad a 1 o a 10. Tenemos que legislar para la provincia”, arrancó Daniel Kremer, el senador de Diamante. “Eso significa que a algunos no les va a caer bien lo que hagamos”, admitió y criticó duramente la protesta del campo.

“Quieren tener todos los beneficios. A mí nadie me llamó para decirme que no está de acuerdo con el impuesto. A mi padre, (Edelmiro Kremer) que es el intendente de Ramírez (y que lo sucede en el cargo) nadie lo llamó”, contó, relativizando la magnitud de la protesta. Y aseguró que el campo “maneja a su gusto y placer el mercado inmobiliario”, fijando en dólares los valores de las propiedades.

“Estoy re podrido porque nada les viene bien. Todo lo que hicimos está avalado por ellos. Somos senadores peronistas, entones -desafió- el que más tiene, más paga”, aseguró tal como lo viene diciendo también, el vicegobernador José Cáceres. Y garantizó que puede afirmarlo porque “tengo espalda suficiente para aguantar esto en mi departamento”, se jactó.

Enrique Cresto, el jefe de la bancada, criticó la actitud de las entidades que “tergiversaron” el alcance de la reunión de ayer. “Pasó lo que me dijeron que iba a pasar”, se lamentó y aseguró que pretendieron “lograr con la reunión lo que no lograron con el tan anunciado y fracasado tractorazo”.

Denunció un “lobby fuerte de los grandes productores que no quieren pagar” y atribuyó “al arte de la magia” el hecho de que “antes hablaban bien y ahora mal” de la ley.

Dejá tu comentario