Ciudad | Argentina | Hospital Centenario | Salud

Día Nacional: Ser enfermero es "vocación, empatía y carisma"

Al celebrarse el Día Nacional de la Enfermería, el Hospital Centenario reconoció la labor de su cuerpo profesional. Historias que tienen en la vocación de servicio al denominador común. La Cámara de Diputados de la provincia homenajeó a los profesionales que trabajan en hospitales y centros de salud.

Cada 21 de noviembre se celebra en Argentina la fecha en conmemoración al aniversario en que se fundó la Federación de Asociaciones de Profesionales Católicas de Enfermería, cuya patrona es la Virgen de los Remedios, en 1935.

Este año, la Dirección Ampliada y el Servicio de Enfermería decidieron homenajear a sus trabajadores a través de una serie de videos, en los que los protagonistas cuentan sus historias, vivencias en el servicio y el significado que la profesión tiene para ellos.

Elisa Bossi, de Maternidad, expresó que la carrera “requiere de vocación, se necesita mucho carisma y empatía, son palabras que en Enfermería están muy a flor de piel, como en otros ámbitos de salud”.

“Yo elegí esta vocación porque me gusta ser servicial, ayudar al prójimo. Proteger es contener, asistir, educar a la mamá a ser mamá, enseñarles a conocerse entre el bebé y su madre, por eso la enfermería sin vocación no sería lo que es", agregó.

Junto a Elisa, Araceli Solari, de Ginecología, contó que eligió la profesión “porque mi mamá es enfermera, en realidad, me encanta lo que hago y sobre todo el área de ginecología; siempre fue igual, desde el primer día en que me recibí hasta hoy, a eso le sumé lo que he aprendido en los cursos, he modificado conductas, a tener mejor manejo de los pacientes y a ser más extrovertida".

Por su parte, Mónica Martínez, encargada de Pediatría, definió a su profesión como un

compromiso: "Es estar dispuesta a brindar la ayuda que otro necesita, sobre todo, los chicos enfermos. A nosotros nos reconforta cuando pasan esa puerta y se van de alta, ellos están bien y nosotros pudimos hacer nuestra labor. Hace 31 años que soy enfermera y la profesión me cambió la visión de la vida, porque todo pasa por ayudar al que lo necesita, eso te nace, es como tenerlo incorporado y yo le recomiendo a mis hijos que sigan esta carrera".

Entre las emergencias

yla tradición familiar

En un alto de la ajetreada jornada, Mariano Pavón, rodeado de sus compañeras Ana, Nerea y María, en la Guardia del Centenario, dice que "aquí se requiere vocación para mejora la calidad de vida del paciente".

En su vida, combina las emergencias médicas con ser bombero voluntario: "un servicio de urgencias es sentir la necesidad de estar con la gente cuando más te necesitan, cuando viven un momento crítico y están en ese instante tan finito entre la vida y la muerte. Actuar de inmediato puede marcar esa diferencia. Nosotros estamos en permanente capacitación y ahora la medicina se enfoca hacia las otras víctimas de un accidente a través de un trabajo de apoyo a la familia o al entorno del accidentado porque ellos también esperan tu ayuda", reflexionó.

En la Sala 3, Cintia Ballestero agradeció “poder trabajar en lo que me gusta, me encanta lo que hago desde hace 11 años en el Hospital Centenario, pero me recibí a los 21; estoy orgullosa porque mi abuela era enfermera, mi tía y mi mamá también, por eso siempre estuve en el ambiente y le recomiendo a todo el mundo estudiar la Tecnicatura", expresó.

En uno de los boxes de la Sala 1, su responsable, Natalin Basin, mientras controlaba la presión arterial y temperatura a una paciente, dijo que la enfermería es "netamente vocación, ayudar a otra persona es gratificante, es algo hermoso porque vos siempre estás dispuesto a brindarte por el otro, por la comunidad y por gente de tu ciudad. Esa actitud te hace mejor persona, sin que lo percibas".

Cuidar y amar

Pablo López, jefe de Enfermería en la Terapia Intensiva, indicó: "mi profesión es ser un vector de ayuda, nuestra esencia es cuidar al que está enfermo y, particularmente, en este servicio donde ese paciente por alguna patología no puede cumplir sus funciones vitales. En la Terapia protegemos la vida y tenemos que ser capaces de ver lo que el paciente no me puede decir o demostrar. Nos esforzamos cada día interpretando los datos que nos brinda la aparatología para poder ayudar al paciente y aquí estamos siempre capacitados para sostener la vida".

En Neonatología, Claudia Martínez expresó que "le ponemos amor y pasión para ayudar a las mamás y sus bebés, curarlos para que disfruten su vida. Me decidí a estudiar la carrera cuando mi abuela estaba enferma y vi como la cuidaban. Después mi madre fue enfermera y yo seguí sus pasos en esta hermosa profesión".

"Hace 20 años que soy enfermera", es la frase con la que Alicia Gómez recibe a sus pacientes en el Servicio de Urología, Cirugía y Trauma de la Sala 4, a la que suelen derivarse los heridos de los siniestros en la ciudad y región. "Es una profesión que tiene sus cosas gratificantes y de las otras", reconoció, y agregó que "tengo un grupo de personas muy compañeras y es un gusto trabajar con ellas. Todos servimos a nuestros pacientes para que salgan adelante".

"Cuidar a alguien es más que curar una herida, es tratar que se vea bien, que se reintegre a la sociedad, que tenga buen ánimo. A veces necesitan más una palabra de aliento que una medicación", resumió Alicia.

enfermeros dos.jpg

Finalmente, Ricardo Dalavault hizo un alto en su labor como jefe en el Quirófano para recordar que hace 26 años que está en el Hospital. “La importancia de un enfermero en este sector es vital. Nuestros pacientes pueden venir por una operación programada o una emergencia. Tratamos de resolver lo que sea necesario asistiendo al anestesista como al instrumentador".

"Yo creo que se nace y se lleva en la sangre ser enfermero, con el tiempo se fue perfeccionando el oficio, pero creo que la profesión se lleva dentro y es darse por los demás", sintetizó.

Reconocimiento provincial

En el marco de la sesión de la Cámara de Diputados de la provincia se rindió homenaje a los enfermeros que trabajan en hospitales y centros de salud, en el Día Nacional de la Enfermería. Por el Centenario fue distinguido el licenciado Sergio Sack, jefe del sector de Enfermería, quien agradeció el gesto de la Cámara de Diputados y adelantó que "2020 será el año mundial de la Enfermería por disposición de la Organización de los Estados Americanos, a 200 años del nacimiento de Florence Nightingale, que contribuyó enormemente a la salud y su humanidad".

"Será un año de formación y de múltiples acciones en pos de mejorar a diario nuestra labor. Los Estados deberán invertir en estrategias de reclutamiento y retención, además de eliminar las barreras al desarrollo de los roles de Enfermería que están demostrando una gran eficacia en la expansión de la cobertura sanitaria universal", subrayó Sack.

Dejá tu comentario