Ciudad | Alberto Fernández | Argentina | campo | Gualeguaychú

Dirigentes rurales rechazan la suba de las retenciones a soja, trigo y maíz

Los entrerrianos Jorge Chemes, presidente de Confederaciones Rurales Argentinas, y Walter Feldkamp, director de la Sociedad Rural Argentina en la provincia, se refirieron a la suba de las retenciones por parte del Gobierno Nacional. También lo hizo el titular de Federación Agraria, Matías Martiarena.

Fabián Miró

Chemes, ex diputado nacional por la UCR y flamante presidente de Confederaciones Rurales Argentinas, señaló en una entrevista a ElDía que “la entidad siempre estuvo en contra de las retenciones y que este gobierno - por el de Alberto Fernández- está viendo al campo como una fuente de recursos fiscales, y no como un pilar de desarrollo y crecimiento”.

Dijo que “lamentablemente no se aprecian ideas nuevas, tampoco alternativas como para sobrellevar la crisis y se echa nuevamente mano al campo dónde los márgenes de rentabilidad no permiten incrementar ningún tipo de retenciones y cargas impositivas”. Expresó que “resulta fundamental que se revea esta decisión, aunque entendemos que será algo complicado, porque se trata de un decreto”. Anunció que desde la mesa de enlace “se solicitó una reunión urgente con el nuevo ministro de Agricultura y Ganadería de la Nación, Luis Basterra, a quien le vamos a solicitar que esta medida se atenúe con algún tipo de compensación, alguna medida que alivie la carga fiscal que realmente es asfixiante”.

Dijo que el aumento en las retenciones también “perjudica a las economías regionales, particularmente en los productos que están gravados, en el caso de los lácteos, en un 9% con retenciones”. Resaltó que el “golpe más fuerte es en los granos”, mientras que a las “carnes se le aplicará un 9% de retenciones”. El aumento llega en plena campaña agrícola. Al respecto indicó que el “productor está sembrando soja y no puede parar quedando comprometida la cosecha”. Advirtió que el “efecto de las retenciones se va a hacer más notorio en el trigo que se va a sembrar el año que viene.”

“El pato de la boda”

Por su parte, Walter Feldkamp, expresó que “las medidas tomadas por el Gobierno Nacional no dejan de sorprendernos, máxime en un contexto de precios internacionales que no son buenos, un clima adverso donde la sequía se ha extendido en vastas regiones del país, y el productor no cuenta con reservas económicas”.

“El sector productivo está cansado de ser el pato de la boda y que ese impuesto que se nos quiere aumentar debe ser trasladado a otros sectores como la clase política, la Justicia, integrada por personas que cobran sueldos increíbles, además de jubilaciones de privilegio”. Indicó que en los últimos cuatro años “quedó demostrado que bajando impuestos o cobrando impuestos normales, la cosecha llegó a las 150 millones de toneladas, pasando en limpio un aumento del 50 % en la producción y la llegada de divisas genuinas al país”.

El dirigente también criticó las retenciones a la carne. Indicó que se “está hablando de un aumento que no tiene razones de ser, con una exportación que aumentó en los últimos 4 años”. Acotó que Argentina en la suma de las carnes vacunas, porcinas y aviar “produce un excedente que alcanza para todos quienes habitamos este país”.

Señaló que se está “castigando al sector más dinámico, al que genera divisas en dólares, el que compra a precios de la moneda americana y al que cobra en pesos”. Alertó que “si se cobran más impuestos, la producción será sensiblemente menor”. Cerró diciendo que “tropezar cinco veces con la misma piedra es algo de no creer y que no hay margen alguno para el aumento de impuestos”.

Más voces disidentes

Finalmente, Matías Martiarena, indicó que la Federación Agraria está en “total desacuerdo con los anuncios, especialmente por la forma en que se dio a conocer, cuando pocos días antes llegaba el mensaje de que hay que unirse, producir más y generar trabajo legítimo”.

“Una vez más no le tocaron el sueldo a los jueces, legisladores y a los funcionarios que están en el gobierno”, remarcó el federado que preside la filial de FAA en Gualeguaychú y ostenta el cargo de vice en la provincia. Expresó que la medida “carece de criterio alguno, además de meter en la misma bolsa a productores de distintas regiones que viven situaciones diferentes”.

Martiarena agregó que el ministro Luis Basterra, “no se ha reunido con la Mesa de Enlace y cuando lo haga, será con las retenciones impuestas”. Dijo que las entidades y las bases pensaban que antes de implementar una medida de esta naturaleza se iba a hablar y consensuar, pero lamentablemente no fue así”.

Finalmente, el presidente de la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), Carlos Iannizzotto, se mostró sorprendido por el decreto a través del cual se modifica el esquema de retenciones dado que “se había comenzado a pensar no en medidas inconsultas, sino en más diálogo”.

Para Iannizzotto, en este contexto, no hay lugar para retenciones. “Hoy no hay tasa de interés, no hay crédito y tenemos presión tributaria. Es algo aislado; incluso con medidas que producen importantes interrogantes a los productores. ¿Esto va a generar más trabajo y empleo? Y el procesamiento de los últimos días a dirigentes del campo, ¿mejora el diálogo y rompe con la grieta en Argentina?”.

Dejá tu comentario