Me-Gusta-960x120-CARO
Ciudad | campo | Gualeguaychú | mesa de enlace

Dirigentes rurales se manifestaron en el campo usurpado junto a la familia Robles

Integrantes de la Mesa de Enlace Provincial, vecinos, allegados e integrantes de la familia Robles se juntaron en horas del mediodía en el campo que es propiedad de la familia y al cual no pueden ingresar, ya que fue usurpado desde hace unos días, cuando los ocupantes colocaron un candado y un cartel de "propiedad privada, no pasar".

En horas del mediodía con una sensación térmica que superaba los 40 grados, poco más de una cincuentena de productores, a los que se sumaron integrantes de la familia damnificada y dirigentes de tres entidades rurales que conforman la Mesa de Enlace Local y Provincial, realizaron una asamblea en repudio a la toma, exigiendo que la justica local tome cartas en el asunto para darle solución a una toma que se ha dilatado en el tiempo.

Mientras los chacareros deliberaban en el campo usurpado, a una distancia considerable, “patrullaban” dos camionetas que pertenecerían a quienes ingresaron hace 10 días y se adueñaron de las instalaciones.

marcha campo usurpado tapa.jpg

La Familia Etchevehere, encabezada por Leonor, señora que pasó la barrara de los 80 y que hace poco fue víctima de una usurpación en Casa Nueva, viajó desde Paraná para solidarizarse con los Robles, al igual que Gallinguer y Weber, productores e integrantes de la Filial de Federación Agraria Crespo. También estuvo un vecino de Ceibas que denunció que hace cuatro años le usurparon su Campo.

En la Asamblea de Productores que se realizó de frente a la tranquera cerrada, Matías Martiarena (Pte. de Federación Agraria Gualeguaychú y vice de la Provincia) señaló que “venimos a este lugar a brindarle nuestro apoyo a la familia Robles”, y planteó que “parece mentira que hayan pasado diez días sin novedades y la justicia no se ha expedido, cuando este es un tema que en 48 horas debería resolverse.

campo robles-3.jpeg

“La familia (Robles) acredita ser la dueña del campo por más de 50 años y no se puede creer que en la Argentina que vivimos esto pase. Estos hechos no pueden suceder, y más que nunca tenemos que defender la propiedad privada”, postuló.

Por su parte, Sergio Dalcol (Pte. Sociedad Rural Gualeguaychú) cuestionó “la inacción del estado”, afirmando que “acá tenemos una clara decisión política del estado de estar ausente, tanto en el plano político, como en el de la justicia. Necesitamos celeridad por parte de la justicia, y si bien es importante la palabra de la dirigencia, los familiares, también la es la de los productores para que esta situación se revierta de forma inmediata”.

campo robles-1.jpeg

En la misma línea, Domingo Veronesi (SRA en Gualeguaychú) sostuvo que “pensar tiempo atrás que esto iba a pasar, que iban a tomar una propiedad privada es una locura, pero hace poco se cumplió un año de la toma de Casa Nueva en Santa Elena, ni hablar de las atrocidades que están pasando en el sur. Veíamos a estas situaciones como algo lejano, pero ahora lo tenemos en nuestro departamento. Lo bueno, en el marco de este contexto horrible, es el acompañamiento que está teniendo la familia Robles de productores y vecinos”, valoró, y agregó que “la gran deuda que tiene la justicia es el no actuar en forma rápida y certera como la situación lo amerita”.

Mientras que Juan Diego Etchevehere (director de la Sociedad Rural Argentina en la provincia) destacó que “la familia Robles no está sola, la acompañan todas las instituciones del sector agropecuario, también los productores y la mayoría de los ciudadanos independientes que queremos vivir en estado de derecho, apoyarnos mutuamente para que estas injusticias que estamos viviendo no se lleven adelante”, y esbozó que “si tuviéramos un estado provincial y nacional que nos garantizara la plena vigencia de los derechos esta reunión no tendría razón de ser”.

campo robles-2.jpeg

Nicolás Mattiuda (diputado provincial de Cambiemos) también reclamó “la clara lentitud por parte de la justicia”, y contró que “en el corto mensaje que tuvimos con la Ministra Rosario Romero le dejamos claro que la misión pareciera que es la de lentificar la justicia, porque no es posible que una familia que hace 50 años tiene la posesión y propiedad del campo, reconocida por los institutos y los vecinos, se demore en convocar a las partes que están en conflicto y que cada uno acredite las pruebas”.

Finalmente, Weber (productor de Crespo) dijo que “trabajo la tierra desde que tengo uso de la razón y si bien no tenemos política de estado, la de las usurpaciones está a la orden del día. Parece que los únicos derechos que se defienden son la de los usurpadores y de la delincuencia y los zánganos”, concluyó.

Dejá tu comentario