Ciudad |

El gremio de los judiciales se manifestó contra la postura de una fiscal que está en actividad

La secretaria general de la seccional Gualeguaychú de AJER, María del Pilar Toller, cuestionó la posición de la fiscal suplente Natalia Bartolo, quien concursó para escribiente, pero tomó licencia para seguir ejerciendo como fiscal. "Cómo hacer justicia para otros cuando adentro del sistema se ejercen la injusticia y el favoritismo", se quejó la gremialista.

“El Poder Judicial de Entre Ríos es uno de los pocos organismos que tiene ingreso y ascenso sólo por concurso. Esto asegura idoneidad y transparencia para el acceso a los diferentes cargos”, expresó, en diálogo con ElDía, la secretaria general de la seccional Gualeguaychú de la Asociación Judicial de Entre Ríos (AJER), María del Pilar Toller. Quien manifestó la postura del gremio respecto a la situación laboral de la fiscal suplente –un cargo que recién se concursó hace unas semanas atrás– Natalia Bartolo.

La funcionaria está en actividad y fue titularizada como escribiente –primer cargo en la carrera administrativa–, para el que había rendido en 2016. Pero, a diferencia de otros funcionarios del poder judicial, que han tenido que optar por uno u otro puesto, Bartolo tomó licencia en el cargo efectivizado y continúa su labor como fiscal.

“Esta es una práctica que antes era muy común, y provocaba muchos conflictos, al prolongar en el tiempo situaciones de inestabilidad para quien cubría la suplencia de escribiente; además del conflicto y la inequidad de acumular dos cargos mientras otros no podían acceder a ni siquiera uno como titulares”, manifestó Toller.

Tras largos años de reclamo de AJER, en 2015 el Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos (STJER) firmó una acordada en la que se dispuso que quienes accedan a un cargo por concurso deben hacer ocupación efectiva del mismo. “Esto significa que quien cubre una suplencia de magistratura –secretarios, fiscales, jueces– y a la vez titulariza por concurso el cargo de escribiente, debe optar por uno y renunciar al otro cargo”, enfatizó la referente de AJER. Y agregó: “Así ha sucedido desde esa fecha, y no han sido pocos los casos en la provincia en los que el postulante debió optar y renunciar”.

“Sorpresivamente, a mediados de setiembre pasado, se autorizó de modo excepcional a una fiscal suplente de Gualeguaychú, Natalia Denis Bartolo, a titularizar como escribiente, pedir licencia y continuar ocupando los dos cargos, en uno haciendo tareas efectivas y en el otro con licencia”, cuestionó. Y remarcó: “es una clara violación a los reglamentos y acordadas que rigen en el Poder Judicial” y, por otro lado, “es una actitud muy poco solidaria con los compañeros que sí han renunciado en situaciones similares”.

Junta de firmas

Desde que se conoció esta decisión se han llevado adelante diferentes medidas por parte de AJER. Se presentaron notas ante el Ministerio Público Fiscal y el STJER –ambos son parte del Poder Judicial, pero funcionan independientemente–. Pero “fundamentalmente se apostó al diálogo, se reiteró el planteo que tantas veces se había realizado años atrás, y que se encontraba definitivamente resuelto y solucionado”.

“Se mantuvieron reuniones con la doctora Bartolo, con miembros de la Procuración en Paraná y con el propio procurador Jorge Amilcar García. Pero no han dado el resultado esperado. Esto generó un fuerte rechazo en el resto de los empleados judiciales de la ciudad y de la provincia. De los casi 90 empleados que tienen los Tribunales de Gualeguaychú, unos 50 firmaron una nota de reclamo que fue presentada ante la Procuración. Y cabe aclarar que no se solicitó la firma a los compañeros que están en Fiscalía por la relación de dependencia directa con los involucrados”, manifestó Toller.

Por último, dijo que “no se comprende el porqué de semejante excepcionalidad”, la cual “constituye a su vez una clara discriminación para el resto de los trabajadores”. Entonces, “nos queda la sensación de que quien hace bien las cosas y respeta las leyes y reglamentos se encuentra en desventaja con aquellos que hacen caso omiso de ellas”.

“Cómo hacer justicia para otros cuando adentro del sistema se ejercen la injusticia y el favoritismo. La ciudadanía hoy exige y merece idoneidad, claridad, honestidad, probidad, transparencia. Es por ello que esta situación hoy debe tomar estado público”, sintetizó la secretaria general de AJER y jefa de Despacho en el Juzgado Laboral Nº 1.

Dejá tu comentario