Provincia |

En Colón hicieron una prueba piloto sobre la actividad y los protocolos en las playas

Este sábado por la tarde, el Balneario Norte de la ciudad de Colón fue escenario de una prueba piloto tendiente a definir los protocolos que permitirían a vecinos y turistas disfrutar de las playas este verano.

El ensayo contó con la participación de varias instituciones que ofrecieron voluntarios, entre ellos el Grupo Scout Colón, la Parroquia Santos Justo y Pastor, el Centro Cristiano Vida Plena, integrantes del COATUR y el cuerpo de Guardavidas.

Se contó con presencia del intendente José Luis Walser, la secretaria de Turismo y Cultura Silvia Vallory, la directora del Hospital San Benjamín Norma Hernández, y el director de Salud Marcos Correa, entre otros funcionarios.

La secretaria de Turismo y Cultura de Colón, Silvia Vallory, explicó la propuesta y brindó algunos detalles de los protocolos sobre los que se trabaja en el sector costero.

"La idea es trabajar con espacios calculados de acuerdo al distanciamiento que se debe tener con otro grupo en la playa, para mostrarlo con marcas físicas. Vamos a dejarlas para ver cómo actúa la gente, pero la idea es llegar a diciembre sin tener que poner identidades físicas para que se respete el distanciamiento. Queremos mostrar cómo nos tendremos que comportar todos y ver qué pasa con los residentes para ir adaptándonos".

Sobre el uso del barbijo en la playa, uno de los puntos importantes que estará incluido en el protocolo general, la funcionaria sostuvo que "el barbijo o tapabocas será obligatorio para transitar: al llegar, al retirarse, para ir al sanitario, consumir en un parador. No será obligatorio dentro del agua, por supuesto, ni cuando uno esté ubicado en su espacio con su grupo. Después, en el sector costero hay protocolos para la actividad náutica, la actuación de guardavidas en este escenario de pandemia, el personal de limpieza de sanitarios, el personal de playa, la actividad de venta ambulante".

Asimismo, Vallory indicó que "en los sanitarios se trabajará con una capacidad de ingreso, o sea no podrá ingresar al cuerpo de sanitarios más cantidad de personas que la de mingitorios que haya. Quien ingrese deberá tener barbijo y calzado. Y el personal municipal afectado a esos sectores, tendrá equipamiento especial. Estamos evaluando agregar baños químicos".

Finalmente, indicó que "en el protocolo proponemos que los vendedores ambulantes estén registrados y tengan determinados sectores a lo largo de la costa, no pudiendo moverse de ese espacio". (Fuente: El Entre Ríos)

Dejá tu comentario