Política |

Está preso en Gualeguaychú pero sigue cobrando el sueldo del Municipio de Concordia

En las planillas de haberes de abril de 2019, publicadas en el sitio web oficial de la Municipalidad de Concordia, figura una persona que el 3 de abril de 2018 fue condenada en juicio abreviado a cuatro años de prisión efectiva por el delito de "daño, incendio y coacciones calificadas".
Se trata de José Luis Caram, alias "Tata", un conocido puntero que cumple su condena en la Granja Penal Nº 9 de Gualeguaychú. Según consta en la sentencia, entre las 19 y las 20 del día viernes 16 de diciembre de 2016, Caram, conduciendo un vehículo Renault Megane, se hizo presente en el domicilio de una mujer en calle Tala, arrojó piedras al frente de la vivienda, provocando daños en vidrios de ventanas y puertas, y se retiró. 
Aunque regresó aproximadamente a las 20, esta vez junto a otro sujeto y, con bidones con nafta, ingresaron a la propiedad, y una vez allí, esparcieron el contenido en el interior para luego encender un fósforo que fue arrojado por el propio Caram hacia una de las habitaciones, provocando así el incendio total de la vivienda, afectando también partes de las casas linderas y generando peligro común para los bienes de los vecinos. Caram actuó portando un arma de fuego. Del acta de audiencia en la que quedó sellado el "juicio abreviado" surge que "para controlar el incendio desatado por Caram fue necesaria la intervención de personal policial, varias dotaciones de bomberos y vecinos. Así, el peligro común creado fue concreto, real y afectó a otros bienes distintos de la vivienda de la mujer víctima. Las llamas -tal como lo declaran los testigos- se tornaron incontrolables y se expandieron a las fincas vecinas". La investigación llevada adelante por la Fiscal Julia Rivoira logró probar que Caram fue el autor del atentado y forzó un acuerdo por escrito en el que el empleado municipal admitió su culpa y aceptó una pena de cuatro años de cárcel de cumplimiento efectivo. "La evidencia acompañada, de por sí suficiente para acreditar materialidad y autoría respecto del hecho, se ve confirmada a la vez por el reconocimiento expreso llevado a cabo por el imputado en el marco del presente trámite", expresa el acta. A la hora de fijar la pena, se consideró entre los "agravantes" la violencia amenazante e intimidatoria, el uso y la tenencia de armas, la gravedad del resultado, la desaprensión respecto de la integridad física de la mujer al momento de hacerse presente en su vivienda y los motivos que lo llevaron a realizar tales conductas. Como "atenuantes" pesaron la ausencia de antecedentes al igual que la confesión del imputado en cuanto a su participación como autor. Fuentes tribunalicias confirmaron que Caram se encuentra alojado en la Unidad Penal N° 9 “Granja Penal El Potrero” de Gualeguaychú, donde cumple la condena de 4 años de "prisión efectiva".
Si no presta servicios no debería cobrar, pero... Aunque no está en condiciones de ejecutar tarea alguna en la capital del citrus, en el listado de haberes abonados por Abril de 2019, publicado por la Municipalidad en la sección "transparencia" del sitio web Concordia.gob.ar, José Luis Caram figura como "mensualizado" del Concejo Deliberante, con un sueldo neto de 29.433,26 pesos y bruto de 37.634,79. "Si no presta servicio no debería cobrar. Hay una ordenanza que dispone el pago de medio sueldo pero eso en casos excepcionales", explicaron de manera extraoficial desde una oficina municipal. El Artículo 42 de la Ordenanza 11275 "Escalafón de Empleados y Obreros Municipales" establece: "El Departamento Ejecutivo podrá suspender a los empleados y obreros por delitos que no sean contra la Municipalidad, y durante la tramitación de la causa y hasta seis meses de iniciada ésta, le abonará el cincuenta por ciento (50%) de su sueldo. Si fuera absuelto o sobreseído definitivamente se le reintegrarán los haberes que haya dejado de percibir. Transcurrido el término que establece este Artículo, la suspensión será sin goce de sueldo, con derecho a percibirla en caso de absolución o sobreseimiento definitivo". Si tal tratamiento está previsto para quien aún no fue condenado, es de suponer que las condiciones serán mucho más graves en el caso de quien ya purga pena de prisión y no efectúa trabajo alguno, como es el caso.
Caram en bloque
Desde el Concejo Deliberante precisaron a El Entre Ríos que José Luis Caram pertenece a la planta permanente de la comuna y, previo a ir preso, estaba asignado al bloque del Concejal Daniel Cedro. - ¿Quién debe controlar su asistencia al trabajo y advertir al área de Recursos Humanos si deja de venir?  - Cada bloque lleva el control. Seguramente Caram ha estado exceptuado de "marcar tarjeta", como suele ocurrir con los que prestan servicios a los concejales, y por eso no figura en la planilla diaria de asistencia.
¿Qué hacer con un empleado condenado?
Justamente, en la sesión de este jueves en el Concejo Deliberante, y en virtud de un debate centrado en la actitud a asumir por la comuna en el caso de un empleado que acaba de ser condenado en primera instancia por la violación de un niño de 12 años, Cedro tomó la palabra para decir: "Se pueden tomar cuestiones preventivas y luego de la sentencia se puede tomar una sanción".
Tal razonamiento aplica más aún a Caram, cuya sentencia no sólo quedó firme sino que ya lleva un año preso. Sin embargo, aparece cobrando el sueldo de abril de 2019 en las planillas del sitio web oficial, como puede apreciarse en la captura de pantalla.
Un histórico puntero 
José Luis Caram se hizo conocido en tiempos en que Jorge Pedro Busti era gobernador y Sergio Urribarri su principal espada política en la legislatura. El "Tata", como se lo conoce, hacía las veces de "guardaespaldas" durante actos políticos en las barriadas de Concordia.
Caram adquirió notoriedad cuando se lo vio integrando un grupo de "civiles armados" que se apersonaron para exigir a "Chelo" Lima y a "Carlitos" Sánchez que levantaran el corte de la Ruta 14 que llevaban adelante en inmediaciones del acceso sur a la ciudad. En aquella ocasión, el Comandante de Gendarmería Hugo Buchanan, que presenció la escena, denunció públicamente el accionar de los "punteros" mandados a "liberar" la ruta.
Pasados aquellos tiempos "violentos", José Luis Caram quedó como empleado de la Municipalidad de Concordia, formando parte de su planta permanente, situación que no parece haberse modificado cuando ya lleva un año preso en Gualeguaychú. (Fuente: El Entre Ríos)

Dejá tu comentario