Policiales | Unidad Penal

Extreman medidas de seguridad para garantizar el aislamiento en las cárceles de Gualeguaychú

Un viaje al interior de la UP2 y la UP9 en tiempos de coronavirus.

Las imágenes que llegaron desde la cárcel de Concepción del Uruguay encendieron las alarmas en el resto de las cárceles de la provincia. Por ello, las Unidades Penales Nº2 y Nº9, ubicadas en nuestra ciudad, tomaron los cuidados pertinentes por la pandemia que azota al mundo.

Unidad Penal Nº 9

Conocida como Granja Penal El Potrero, cuenta con 260 internos, de las cuales 23 son mujeres. Además, concurre diariamente el personal del servicio penitenciario , más otros profesionales que cumplen distintas tareas.

El Prefecto Javier Bossi, director de la UP9, señaló que la “situación es normal y que no se han registrado incidentes en los diferentes pabellones”. Recordó que “cuando se generaron problemas en la Unidad Penal 4 de Concepción del Uruguay, ingresamos a los pabellones para llevar tranquilidad a los internos que se encuentran alojados en nuestra unidad”.

Desde el viernes pasado se restringieron totalmente las visitas, al igual que las salidas transitorias de la que gozaban algunos internos por disposición de los juzgados intervinientes. Se alargaron una hora más los recreos y se suspendieron las clases en la escuela que funciona en la unidad. Mientras que lo que si continúan son los talleres que dicta el personal del Servicio Penitenciario.

up9-.jpg

"Para que la gente que está cumpliendo una condena no quede aislada de sus familiares y allegados, cada pabellón cuenta con un teléfono, para que los internos puedan contactarse”, explicó el Director de la UP9.

En cuanto a los alimentos que los familiares habitualmente acercaban a los presos, se dispuso un "punto de encuentro" para que un móvil de la unidad los recoja y luego, cumpliendo estrictamente con las medidas de seguridad sanitaria, lo transporte a la UP9, lugar donde se evalúan nuevamente.

Bossi destacó que "la unidad cuenta con una huerta propia y crianza de animales, que ayudan al abastecimiento de alimentos”.

Un médico y un enfermero toman la temperatura a todo el personal que entra a la unidad, y también a los que tienen que salir a realizar algún trámite vinculado al servicio. El control se extiende a la población penal, fundamentalmente a los internos que padecen enfermedades crónicas.

Diariamente se provee de 70 litros de lavandina a los pabellones, además de otros elementos de higiene.

Unidad Penal Nº2

Está ubicada en el Corazón de Pueblo Nuevo y fue fundada en 1897. Hoy alberga un total de 217 internos que cumplen diferentes condenas.

Las actividades en el interior de la unidad continúan desarrollándose con normalidad en el marco de la cuarentana.

El personal que trabajalo hace con barbijos y guantes. Todo lo que llega a la UP2 para abastecer a la misma es controlado por personal del Servicio Penitenciario que se encarga de cumplir con todos los cuidados higiénicos sanitarios.

up2-.jpg

En cuanto a la seguridad de los internos, se continúan con las mismas medidas de siempre, no registrándose mayores problemas.

Las visitas están restringidas y los alimentos que antes acercaban los familiares a los presos en persona, ahora se hace a través de servicios de cadetería.

También quedaron suspendidas las salidas que hacían los presos de buena conducta al patio exterior de la unidad, además de las transitorias y la libertad condicional.

La cuarentena, se cumple intramuros.

Dejá tu comentario