Deportes | Copa Davis

Juan Lóndero ganó y se instaló en los cuartos de final del Argentina Open

El cordobés Juan Ignacio Lóndero avanzó a los cuartos de final del Argentina Open, tras imponerse sobre el serbio Laslo Djere por 6-7 (3-7), 6-2 y 6-1 en el Buenos Aires Lawn Tennis Club.

Lóndero, nacido en Jesús María y ubicado en el puesto 69 del ranking mundial de la ATP, mostró una gran actitud para doblegar a Djere (35) luego de una hora y 56 minutos, y con su victoria habrá un tenista argentino en las semifinales del sábado, puesto que su próximo compromiso será el viernes ante el bahiense Guido Pella (27) o el santafecino Facundo Bagnis (134), quienes jugarán más tarde por los octavos de final.

El cordobés, quien había vencido en la ronda inicial al eslovaco Filip Horansky (182), se tomó revancha del partido que había perdido la semana pasada en el ATP de Córdoba con Djere, en los cuartos de final, ayudado en parte por los problemas físicos que mostró el europeo en el tercer set.

El "Topo" Lóndero, observado desde el palco por Gastón Gaudio, el capitán de Copa Davis de la Argentina que lo tiene muy en cuenta para la serie ante Colombia, en Bogotá, el 6 y 7 de marzo próximos, comenzó suelto el partido sobre todo con su servicio, eso le permitió tener a su rival bajo control, aunque no le encontraba la vuelta a la devolución de saque y eso mantuvo el partido parejo hasta el tie break.

El argentino ganó apenas cinco puntos con el servicio del serbio, tres con dobles faltas y dos con errores no forzados, eso le costó perder el set por 7-6 (7-3) en un final en el que se mostró desconcertado y arrojó su raqueta con fuerza contra el piso.

En el segundo parcial, el cordobés logró el primer quiebre del partido y enseguida lo confirmó con su servicio para adelantarse 2-0 y tomó confianza, eso le permitió tener la situación bajo control.

Lóndero logró otro quiebre, se adelantó 5-2 y cerró por 6-2 con un ace para dejar las cosas igualadas.

El "Topito" siguió firme en el tercer set y logró un quiebre rápido nuevamente, luego sacó a la perfección y estiró la ventaja a 2-0. En el descanso, el serbio recibió atención médica por un fuerte dolor abdominal y si bien decidió continuar en el partido, estaba mermado físicamente y sin respuestas como para competir de igual a igual.

No extrañó entonces que Lóndero lograra otro quiebre (4-1) y luego estirara 5-1 con toda la situación bajo control, ya que su rival acusaba mucho dolor y apenas se movía en la cancha.

Lóndero cerró el partido por un holgado 6-1 y se instaló por segunda semana consecutiva en los cuartos de final de un ATP, algo positivo ya que estaba falto de confianza, debido a los malos resultados.

Dejá tu comentario