Me-Gusta-960x120-CARO
Ciudad | campo

Las escuelas de Colonia El Potrero festejaron el Día de la Tradición

En distintas escuelas se festejó el Día de la Tradición con actos sencillos, números a cargos de los chicos y la actuación de músicos locales. La Escuela 110, calles 4 y 7, de Colonia "El Potrero", juntó a docentes y alumnos de tres establecimientos que vivieron una jornada inolvidable, junto a padres y allegados a los establecimientos educativos.

El miércoles amaneció con algunas gotas y un cielo azul oscuro hacia el Oeste que presagiaban tormentas. Nada de eso ocurrió para fortuna de los organizadores del acto bien criollo.

Aunque los hombres y mujeres de campo rogaban agua, manifestaron que “espere a que pase la fiestita, después sí que se llueva todo”.En el evento que se desarrolló en la Escuela 110 “Semana de Mayo”, la 64 “Rivera Indarte” y la 112 “El Viejo Pancho”.

María Luz Pedroza, Directora de la 110, entrevistada por ElDía, señaló que “ se trata de un establecimiento que tiene sus años y que se encuentra ubicada en las calles 4 y 7, pegada a la capilla y a pocos metros del Centro Cívico de Colonia El Potrero. Cuento con 6 alumnos, cinco nenes y una nena. Tengo desde jardín de 4 años hasta sexto grado. Soy personal único y junto a otras docentes decidimos festejar el día de la tradición”. Contó que la mayoría de los chicos son “hijos del personal que trabaja en la Estancia Las Margaritas y una nena que vive sobre la ruta 16”. Agregó que “este año pudimos volver a la presencialidad en una escuela que tiene dos aulas muy grandes, razón por la que podemos trabajar sin problemas”.

tradicion.jpg

Eso sí “cuando llueve el camino, 5 kilómetros, desde la 136 a la escuela se torna intransitableJulia Farabello, docente, de la Escuela 112 “Viejo Pancho” sobre la vieja ruta 42 y calle uno, conduce a Colonia Elía y Concepción del Uruguay, en un terreno cedido por la Estancia San Martín, contó que tiene 18 alumnos “ en un año que aumentó la matrícula, aunque la gente va y viene, las familias se trasladan a uno u otro trabajo en el campo, y a veces se hace difícil que un chico termine su ciclo escolar en un mismo establecimiento.

Es así que en un año, como este, sumas 18 y al siguiente 8”. Destacó que contar con “18 chicos es un lindo número para trabajar. Desde hace unos meses lo hago junto a una docente con la cual atendemos el nivel inicial y todos los grados. Lo hacemos en un ambiente muy lindo, tranquilo, rodeado de la naturaleza”. Contó que los chicos estudian en dos aulas. “Una destina para el nivel inicial y el primer ciclo; mientras que el segundo ciclo trabaja en la otra aula”.

tradicion 4.jpg

Julia comentó que en tiempos de lluvia “podemos arribar a la escuela porque el camino es de ripio, aunque tres familias que viven en el interior de la colonia no pueden mandar a sus chicos por el estado de los caminos”.Sobre la fecha, 10 de noviembre, señaló que en “ estos lugares-por el campo- es muy especial, siempre se festeja con mucho ahínco, entusiasmo y tratamos de hacerla lo más lindo posible para que ellos lo disfruten”

La Tradición

María Luz señaló que es “valorar lo nuestro y los chicos no pierdan las costumbres que vienen desde nuestros mayores, que no pierdan el sentido de la tradición. Por eso-acota, junto a Julia (Farabello) y Karina Larrosa ( Titular de la Escuela 64), coincidimos en que esto es un gran festejo para nosotros y los chicos”. Señaló que en el “campo,los gurises tienen todas las vivencias, andar a caballo, ayudar a sus padres, ensillar, ayudar en tareas menores, algo que los chicos del pueblo no tienen por la urbanidad misma”.

tradicion 3.jpg

Julia opinó en el mismo sentido y agregó que “los chicos sienten orgullo de esa cotidianidad y del sentido de pertenencia que tienen por el campo, algo que nosotros queremos demostrar a la vez de resaltar que la vida en el campo es tan importante como los que habitamos la ciudad”Coincidieron en que las “clases en el mundo rural, particularmente la baja matrícula, es más personalizada. Nos conocemos mucho con los alumnos y con las padres que colaboran permanentemente para mantener la escuela, arreglando y mejorando las instalaciones en forma permanente”.

El acto

Al costado de la escuela se montó un “rancho armado con ramas, troncos y paja”. Dentro del mismo una “pava gigante, tachos antiguos de leche, una guitarra, un bombo, cuadros alegóricos a la tradición, asientos de madera, en la búsqueda de montar un escenario que semeje a lo que fueron los primeros años de la Patria de una tradición que hay que mantener”.

tradicion 2.jpg

Las maestras estaban vestidas de chinas, al igual que alumnos y alumnas. Después de palabras de las docentes se entonaron las estrofas del himno nacional y se celebraron distintos eventos relacionados a la tradición con los chicos/as como protagonistas con padres y familiares que disfrutaron tanto o más que los chicos.Cabe destacar que el escenario fue armado por padres y vecinos ese mismo día, comenzaron a las cinco de la mañana, para que todo esté listo a las 11 de la mañana.

También hubo números musicales a cargo de artistas locales y cartelería con infografía que hacía referencia al Día de la Tradición, comidas y costumbres bien criollas.

Temas

Dejá tu comentario