País | Estados Unidos | Salud | coronavirus

"Le pedí bien que no me denuncie, como no me daba pelota decidí bajar"

Esa fue la explicación del hombre que golpeó al vigilador en Vicente López por haberlo denunciado tras no cumplir la cuarentena,

Miguel Ángel Paz, el preparador físico que atacó brutalmente a un empleado de seguridad de su edificio porque lo intimó a cumplir con la cuarentena por coronavirus, declaró este mediodía ante el fiscal Martín Gómez de la UFI de Vicente López Este y admitió que violó el aislamiento impuesto por el Gobierno tras regresar de un viaje a Estados Unidos.

Paz dijo que lo hizo porque tuvo “un problema familiar”. Ahora, el fiscal pedirá su detención aunque la definición quedará en manos del juez de Garantías Esteban Rossignoli.

El preparador trató de mostrarse arrepentido por el hecho. “Fue una mala reacción”, dijo sobre su golpiza bestial al vigilador, que fue felicitado por el Presidente. Paz admitió que volvió de un viaje de Estados Unidos y que no cumplió con el aislamiento. Argumentó que tuvo un problema familiar con su padre y que no tenía noción de los alcances del DNU porque “era muy reciente”. “Mi papá está con una afección y mi mamá me pidió que fuera a ayudarla”, relató.

Paz también contó que se enteró por sus vecinos que el vigilador había dicho que lo iba a denunciar. “Cuando volví de viaje había mucha paranoia en el edificio. Sentí que mi familia estaba asediada por los vecinos. Me entero que el vigilador le había hecho saber al resto de los vecinos que me iba a denunciar. Me enojó esa situación. Lo llamé por teléfono y le pedí que no lo hiciera, que no me denuncie. Se lo pedí bien pero como noté que no me daba pelota decidí bajar para explicarle los puntos (sic)”, declaró en su indagatoria.

Para el fiscal, el final de la frase fue un furcio. En realidad quiso decir que le quería “poner los puntos” al empleado de seguridad. Al estar Paz ya en cuarentena, la indagatoria se hizo por videoconferencia para preservar la salud del fiscal.

El preparador físico no pudo explicar por que le pegó de esa manera al vigilador. El fiscal pedirá ahora su detención domiciliaria ante “la trascendencia del hecho y la gravedad de la situación”

En ese expediente, Paz está acusado de lesiones y amenazas contra Granucci, de 31 años, que luego hizo la denuncia en la Comisaría 1ª de Olivos y ahora cumple con una licencia en su casa.

Fuente: Infobae

Dejá tu comentario