Deportes |

Marco Veronesi fue séptimo en la final de la Clase 3 en Buenos Aires

El piloto de la ciudad obtuvo su mejor puesto en el arranque de la temporada, redondeando un buen fin de semana con el Toyota Etios. El triunfo fue para Tomás Fineschi con Ford Fiesta Kinetic.

Veronesi había sido cuarto en la segunda serie disputada el sábado y llegaba a la final con buenas expectativas en una categoría siempre pareja y que ofrecía varios candidatos al triunfo.

Si bien gran parte de la final fue comandada por Tomás Sniechowski, el piloto misionero entró algo pasado en una de las variantes del trazado y allí comenzó a encaminar la suerte de la primera final del año, ya que Tomás Fineschi l saltó a la punta y no dejando dudas en lo que quedó de carrera, siendo escoltado por el juninense Nicolás Bulich, mientras que detrás tanto Joaquín Volpe como Tomás Sniechowski, pelearon pero lejos de la punta.

Marco Veronesi largó octavo, perdió una posición pero luego tuvo una muy buena recuperación, superando la línea de Bundsiak antes de su abandono y manteniendo una interesante pelea con el salteño Francisco Coltrinari, con quien batalló hasta sostener el séptimo lugar.

Finalmente fue triunfo de Tomás Fineschi (Fiesta Kinetic), escoltado por Nicolás Bulich (Toyota Etios), tercero fue Tomás Sniechowski (Fiesta Kinetic), cuarto Joaquín Volpe (Renault Clio), quinto Marcos D´Agostino (Fiesta Kinetic), sexto quedó el campeón Mauro Salvi (DS3), séptimo fue Marco Veronesi (Toyota Etios), octavo Francisco Coltrinari (Toyota Etios), noveno Pablo Vuyovich (Toyota Etios) y décimo Lucas Petracchini (Toyota Etios).

En la Clase 2, la victoria correspondió a Cristian Garbiglia (Chevrolet Corsa), escoltado por Leandro Elizalde (Chrveolet Corsa), tercero fue Joaquín Tello (Ford Ka), cuarto se ubicó el uruguayense Fabricio Scatena, redondeando un estupendo fin de semana con el Chevrolet Corsa, en tanto que l paranaense Favio Grinóvero fue séptimo con el Corsa y el concordiense Luciano Martínez debutó en la Clase 2 con un octavo lugar a bordo de un flamante Chevrolet Celta.

Dejá tu comentario