Información General |

Se celebra este domingo el Día Internacional de las Cardiopatías Congénitas

Cada 14 de febrero se celebra el Día Internacional de las Cardiopatías Congénitas para concientizar sobre las malformaciones cardíacas y destacar la importancia de la detección precoz.

Según la Fundación Cardiológica Argentina, cada año nacen casi 20 niños por día con cardiopatías congénitas. Se trata de “defectos o malformaciones de la estructura cardíaca y/o de los grandes vasos que se encuentran presentes desde el nacimiento”, explicó la Dra. Viviana Kerai, Jefa de Cardiología del Hospital Centenario y Especialista en Cardiología Infantil.

“Son alteraciones que pueden ser de la parte auricular, ventricular o vascular y se desarrollan en los primeros días del embarazo, muchas veces, entre los 35 y 50 días fetales. Estamos hablando de que existe un poder de detección mucho antes de que nazca el bebé”, agregó.

Por otro lado, la Organización Mundial de la Salud asegura que las cardiopatías congénitas son una de las anomalías de nacimiento más frecuentes.

Detección precoz

Si bien entre el 80 y 85% de los pacientes portadores de cardiopatías congénitas llega a la vida adulta, las cardiopatías congénitas se encuentran entre las principales causas de muerte durante el primer año de vida. Por eso, es fundamental la detección temprana.

Desde la Fundación Cardiológica Argentina explican que es de suma importancia que se realice un control periódico de las embarazadas y ecocardiogramas fetales en las madres que presentan un riesgo aumentado de tener hijos con malformaciones cardíacas (diabéticas, madres portadoras de cardiopatías congénitas, madres de otros niños con cardiopatías congénitas, entre otras).

A esto, la Dra. Kerai agregó que “hoy tenemos la suerte de que haya una gran variedad de elementos que nos sirven para el diagnóstico precoz intrafetal y muchas veces las correcciones se pueden hacer intrauterinas, tarea que hace 40 años atrás era imposible realizar” y especificó que “actualmente habiendo más técnicas de diagnóstico precoz, la estadística de cardiopatías es mucho mayor y muchas de ellas van a cirugía”.

De igual manera aclaró que “no toda cardiopatía necesariamente va a cirugía. En realidad en 100 recién nacidos vivos vamos a tener una incidencia de un 7% a un 10% pero no todas ellas son quirúrgicas, inclusos muchas en el trascurso de los primeros meses se resuelven por la evolución natural del bebé”.

Lo importante es el diagnostico precoz. Es necesario realizar las consultas médicas y los controles apropiados para obtener un diagnóstico temprano y preciso, y así lograr un tratamiento adecuado según el grado de la patología.

Dejá tu comentario