Urdinarrain |

Se realizó en Urdinarrain una jornada sobre acciones agroecológicas

Especialistas brindaron una capacitación sobre Bio Regeneración del suelo y alternativas de producción extensivas en lugares periurbanos. La ciudad cuenta con una zona donde no se pueden utilizar los agroquímicos.

En el marco del mes del Ambiente y por la Ordenanza 1113/16, que refiere a la creación de zonas de resguardo ambiental disponiendo de un límite de 600 metros de la planta urbana y de núcleos poblacionales donde no se puede realizar pulverizaciones con agroquímicos, distintos especialistas llevaron adelante la capacitación de la que participaron productores agrícolas y ganaderos, tamberos, profesionales agrónomos, ambientales y concejales, quienes intercambiaron información, experiencias, relatos de casos, llegando a definir propuestas de trabajo.

Fue el ingeniero agrónomo Carlos Abecasis quien expuso sobre la problemática del suelo en los últimos 10 años, el uso y abuso, los nuevos paradigmas para recuperarlo y mejorarlo y la concepción del suelo como organismo vivo, brindando así conceptos agronómicos enfocados a lograr una fertilidad natural suficiente como para auto-generar las sustancias nutritivas para el cultivo.

Las ingenieras agrónomas Victoria Benedetto y María Elena Arada Díaz, provenientes del Instituto de Tecnología Agropecuaria (INTA) de Oliveros, de la provincia de Santa Fe, presentaron la experiencia del Módulo Experimental de Producción Agroecológica extensiva de 33,5 hectáreas, donde no se aplica ningún tipo de insumo de síntesis química.

Desde el Municipio se informó que “estas experiencias son el puntapié para repensar la producción de alimentos en toda la localidad vinculando las distintas personas que participan en toda la cadena de producción en el consumo de los alimentos y el desarrollo local”.

La reunión no estuvo exenta de críticas hacia la ordenanza por parte de los productores, que incluso se preguntaron durante la charla qué hará el gobierno electo en la ciudad con el futuro de esta normativa, que está implementada en la ciudad desde 2016, cuando fue sancionada por el voto unánime de todos los concejales.

La ordenanza se creó con necesidad de proteger dentro de la jurisdicción de la Municipalidad la salud de las personas y el ambiente en todo lo relativo al uso de plaguicidas y agroquímicos de uso agropecuario y forestal, y ante el efecto negativo de sus residuos y derivados, ya que muchos de ellos son persistentes.

Dejá tu comentario