Provincia | Violencia de género

Tensión en el STJ: la vocal Medina denunció a su par Castrillón por violencia de género

La vocal del Superior Tribunal de Justicia (STJ), Susana Medina de Rizzo, denunció el viernes último a su par, Emilio Castrillón por "violencia de género", tal como lo había anticipado el 27 de abril, en una reunión de Acuerdo del Alto Cuerpo.

La presentación la hizo ante el Procurador general del Poder Judicial, Jorge Amílcar García, quien derivó la causa a la Fiscalía de Género, según pudo confirmar Análisis Digital.

La vocal Medina se presentó sin abogado alguno y básicamente relató lo consignado por este medio al momento de revelar la conflictiva situación entre ambas autoridades judiciales -en función de una discusión en el chat de WatshApp, del que todos los integrantes del STJ participan diariamente- y se sintió agraviada por dichos de Castrillón.

Pasaron más de diez días de aquella reunión del Superior Tribunal de Justicia, desarrollada en el tercer piso de Tribunales, con presencias y ausencias, que sólo lo hicieron de modo virtual, por plataformas de internet, ante la cuarentena por el coronavirus. Entre los primeros estuvieron Germán Carlomagno, Daniel Carubia, Susana Medina de Rizzo, Emilio Castrillón y Miguel Giorgio. En tanto, por vía remota lo hicieron los vocales Bernardo Salduna, Claudia Mizawak y Juan Smaldone.

Cuando estaba finalizando el encuentro del Alto Cuerpo, la vocal Medina de Rizzo planteó una situación que no dejó de sorprender y que pidió se deje constancia en el propio escrito del Acuerdo. Le apuntaba directamente a su par Castrillón, por supuesta “violencia de género”, en función de lo que el hombre fuerte de La Paz había consignado en el chat de Watshapp, del que todos los miembros del STJ participan diariamente, para ir comentando situaciones de la realidad judicial. Pero a todos les quedó claro que después de las apreciaciones de Medina, anticipando una posible denuncia, la situación no sería la misma, aunque no todos estaban convencidos de que la ex jueza de Instrucción acudiría al propio procurador Jorge García a concretar lo que había anticipado.

Según se supo, Medina de Rizzo concurrió personalmente a la Procuración General, un día después del Acuerdo, para analizar la situación y manifestarle que estaba decidida a radicar una presentación contra Castrillón. Hay quienes sostienen que la vocal había tenido otras discusiones con dicho vocal, en los últimos años y lo que sucedió en la mencionada reunión fue como la gota que colmó el vaso. “Si lo anticipé en la reunión del STJ, lo haré”, habría remarcado Medina, pese a que se había enterado de la preocupación y nerviosismo de Castrillón, por lo que había dicho ante los otros integrantes del alto cuerpo.

La situación tensó la relación en el Alto Cuerpo y hubo quienes se pusieron del lado de Medina de Rizzo y muy pocos escucharon las explicaciones de Castrillón, quien siempre entendió que sus dichos no habían sido “para tanto” y que ello no constituía para nada violencia de género. Pero, la vocal Medina no lo entendió así y acudió el viernes con un extenso escrito, ante el mencionado Procurador García y lo firmó ante su presencia, para dar curso a la denuncia.

El Procurador lo derivó a la Unidad de Género, pero todavía no se pudo confirmar qué fiscal se hará cargo de llevar adelante la causa. La UFI de Violencia de Género y Abuso Sexual está encabezada por los fiscales Leandro Dato y Mónica Carmona y los fiscales auxiliares son María Eugenia Smith, Valeria Vilchez y Martín Abrahan.

Cabe acotar que Medina de Rizzo fue hasta el año pasado presidenta de la Asociación de Mujeres Jueces de Argentina. En tanto, Castrillón presidió el Alto Cuerpo en los últimos dos años y fue reemplazado a principios de este año por el concordiense Martín Carbonell. (Fuente: Análisis Digital)

Dejá tu comentario