Opinion | Judiciales

"Bronca" entre los proteccionistas por los funcionarios de la ciudad que "favorecen a los maltratadores"

Son demasiado pocas las personas, en Gualeguaychú, comprometidas con combatir el maltrato a los animales. Y lamentablemente, ni en la Administración ni en el Poder Judicial se le da importancia a esta cuestión.

OPINIÓN

Seguramente son resabios de una cultura que consideraba que el hombre estaba por encima de la naturaleza, no era parte de ella, y podía servirse de los seres animados para sus propios fines, sin responsabilizarse por su conducta.

Esta concepción ha sido superada por otra, que ve al hombre como parte de la naturaleza, con responsabilidades hacia ella, y hacia los demás seres vivos de los que se sirve.

En el caso de los animales maltratados, vemos con desazón que la ayuda es a costa del sacrificio, de tiempo y dinero, de las personas que se conmueven por el dolor ajeno, no sólo de los demás humanos sino de todos los seres vivos.

Hay leyes que protegen a los animales, pero en la práctica no se las aplica, escudándose en “protocolos” y palabras similares para no responsabilizar a los propietarios (palabra horrible de por sí) de los animales del maltrato que padecen.

En la realidad, los animales están a merced de lo que a sus propietarios se les ocurra, incluyendo por ejemplo que trabajen en beneficio de sus propietarios y ni siquiera los alimenten como corresponde. Ante la pasividad (que podría ser complicidad) de sus vecinos, de las autoridades administrativas y judiciales, que se pierden en laberintos de excusas para proteger su inacción.

Quisiéramos un Poder Judicial comprometido con la defensa de los derechos de todos los seres vivos, no sólo de los humanos.

La gente que intenta proteger a los animales siente angustia, impotencia, bronca, por los funcionarios que no ayudan a todos los seres vivos, y en definitiva favorecen a los maltratadores, que no sufren consecuencias por las maldades de los que son responsables.

*Dr. Julio Majul, Dra. Araceli Gaitán, Carmen Colombo

Dejá tu comentario