Me-Gusta-960x120-CARO
Opinion |

(La escuela entre paréntesis)

Como psicopedagoga, escribir sobre la presencialidad y la pandemia en este contexto histórico y social que estamos atravesando, se me hace muy difícil.

Por Cecilia Rébora*

Si me centro sólo en los niños, niñas y adolescentes, si lo hago pensando en sus necesidades y derechos, no tengo dudas de que la escuela es “el lugar” donde se posibilitan esos aprendizajes compartidos que no se pueden dar en otro lugar.

No me refiero a los contenidos escolares, hablo de lo más rico que ofrece la escuela: el encuentro, el compartir con otros, el aprender “juntos”.

Pero, si “los” pienso y “nos” pienso hoy, en el medio de lo peor de la pandemia, con un sistema de salud al borde del colapso, la primera necesidad es la de cuidar-nos para salvar-nos.

Y no es un “sálvese quien pueda”, es un “salvarnos”. Es siempre “con otros”.

La escuela entre paréntesis...en una burbuja que nos aísla. La escuela entre paréntesis...entre protocolos que nos distancian del aprender, la escuela entre paréntesis...entre la presencialidad y la virtualidad...

Tendremos que aprender “todos”, niños, jóvenes y adultos a vivir en esta incertidumbre, a respetar el tiempo del suspenso, a ponernos en el lugar “del otro” que también padece...

Tendremos que aprender todos, pero la responsabilidad ¡es nuestra!

Cuando todo esto pase, y salgamos del paréntesis, deseo que no nos quede la deuda de no haberles podido mostrar un modelo más solidario para sobrevivir.

*Psicopedagoga

Dejá tu comentario